Cali, la mejor medalla para los atletas de los World Games 2013

Cali, la mejor medalla para los atletas de los World Games 2013

Julio 30, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co
Cali, la mejor medalla para los atletas de los World Games 2013

Enrique Sánchez y Fernando Alberto Yagüe, ganadores de la medalla de bronce para España en Jiu-Jitsu.

En una carta enviada a la Alcaldía de Cali, dos atletas extranjeros agradecen a Cali por su hospitalidad durante los Juegos Mundiales. A ellos se sumaron las voces de otros competidores que se declaran enamorados de la ciudad.

Cali no deja de recibir piropos por la organización de los Juegos Mundiales. Piropos que no vienen solo de los caleños que aman su 'tierrita' y la ven más linda porque es anfitriona del evento. También son muchos los halagos de los deportistas extranjeros, que no dejan de asombrarse por el gran despliegue logístico que se ha hecho para que se sientan seguros y cómodos. Fernando Alberto Yagüe y Enrique Sánchez, ganadores de la medalla de bronce para España en Jiu-Jitsu, categoría dúo masculino, también le pusieron una medalla a la ciudad por su hospitalidad. Como muestra de reconcimiento, los deportistas le enviaron una carta a la Alcaldía de Cali. En ella dicen: “Desde mi humilde opinión como deportista y miembro del equipo español de Jiu-Jitsu, nunca había visto un evento organizado con tanto cariño y con tanto cuidado....y, claro, cuando tantas personas se ponen de acuerdo en trabajar todos en la misma dirección y con el mismo objetivo, el resultado es espectacular. Seguridad, voluntariado, instalaciones, escenarios, comunicación y un impresionante despliegue de medios para hacer de nuestra estancia en estos juegos una experiencia única e inolvidable. Tanto, que cualquier mínimo error sin importancia, al menos para mi, no puede empañar una realización de unos Juegos mundiales que pasarán a la historia”.Al reconocimiento también se unieron las gemelas Mirnesa y Mirneta Becirovic, de 21 años de edad. Ellas llegaron a Cali para representar a Austria en los combates de Jiu-Jitsu, categoría dúo femenino, en el coliseo Evangelista Mora. Las deportistas de cabello rubio se enamoraron del calor y el buen ambiente con que las han recibido en la ciudad. El idioma no ha sido una barrera para ellas, porque aprendieron un poco de inglés y español en un colegio mercantil de su pueblo natal en el distrito de Viena Umgebung. Sin embargo, cuando llegaron a Cali, un territorio desconocido para ellas, tuvieron que ser auxiliadas por los ciudadanos para llegar hasta su destino. Según lo registró la Alcaldía de Cali en un comunicado, las jóvenes extranjeras comentaron que a su llegada a la ciudad, “la dirección del hotel estaba errada, por tanto se extraviaron, siendo auxiliadas por varios ciudadanos, quienes se pusieron en la tarea de llamar, buscar a la organización y conducirlas hasta el lugar de hospedaje, brindándoles seguridad y apoyo en esos momentos de incertidumbre”.A las rubias también les ha sorprendido el derroche de energía del público caleño, a la hora de celebrar cada competencia sin importar quien gane o pierda. No han hecho mucho turismo, pero su breve paso por el cerro de las Tres Cruces y Cristo Rey, les permitieron ver un poco de esa ciudad, que no ha hecho más que darles la bienvenida. Son muchos los elogios, las felicitaciones, la buena vibra que respira la ciudad. Y es que ya, en días pasados, El País se pasó por las calles para conocer otras opiniones, para saber cómo ven a Cali los miles de extranjeros que llegaron a las competencias. Le preguntó a competidores como el venezolano Antonio José Díaz, campeón mundial de Karate, quien sencillamente dijo sentirse como un familiar más de los caleños. Mientras caminaba, jovencitos, mujeres y niños lo detenían cada tanto para tomarse fotos con él, hablar sobre el país que representaba, el deporte por el que iba a competir, para desearle suerte en su competencia.El campeón mundial de duatlón, el español Emilio Martín, cambió su percepción de Colombia al pisar Cali. En España, dijo, “se tiene una imagen equivocada de Colombia. Los medios dicen que es inseguro. Y lo repiten con insistencia”. Entonces llegó a Cali pensando que tenía que andar con cuidado.Pero se encontró con una realidad distinta, la gente que sin tener la más remota idea de quién era lo trató con la amabilidad con la que se trata a los atletas por el hecho de ser un participante más de los Juegos Mundiales.Cali botó la casa por la ventana. Las cifras así lo muestran: hay más de 4 mil personas encargadas de la seguridad, 1.700 voluntarios bilingües para que la comunicación no sea un obstáculo, un grupo médico de 114 personas dispuesto a atenderlos en caso de emergencia y una ciudad de puertas abiertas para que su riqueza gastronómica, su cultura y su patrimonio sea compartida y disfrutada. Cali sigue adelante con los Juegos Mundiales y se concentra en seguir siendo escenario del triunfo de los mejores atletas en cada una de las 31 disciplinas.

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad