Alerta en Cali por colapso de árboles y ramas tras llegada de lluvias

Alerta en Cali por colapso de árboles y ramas tras llegada de lluvias

Septiembre 07, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Alerta en Cali por colapso de árboles y ramas tras llegada de lluvias

Actualmente las cuadrillas del Dagma realizan jornadas de poda e intervención de árboles para evitar accidentes. Asimismo, ha retirado cerca de 30 raíces de árboles talados para habilitar nueva zona de siembra.

Según el Dagma, este año han atendido 284 emergencias de árboles caídos y al menos la mitad de ellos se vinieron al suelo tras la intervención inadecuada del hombre. Ya se intervinieron 4645 árboles.

Hasta 14 árboles colapsados puede atender el Dagma durante un aguacero en Cali. El impacto de rayos, la intervención de raíces, las enfermedades y la culminación del ciclo de vida son los principales  motivos para  que los árboles caigan. 

Según el Departamento de Gestión del Medio Ambiente de Cali, Dagma, este año han atendido 284 emergencias de árboles  caídos y al menos la mitad de ellos se vinieron al suelo tras la  intervención inadecuada del hombre, ya sea  en sus raíces, ramas o porque les vierten líquidos como aceite quemado o cloro para matarlos. 

Lea también: Así busca el Dagma salvarle la vida a 74 árboles enfermos de Cali

“Estimamos que casi la mitad de los árboles que caen es por la intervención del hombre. Porque están cerca de una edificio o casa y cuando van a remodelar  les cortan las raíces,  eso hace que el árbol pierda su anclaje y eso no es perceptible a la vista cuando los ingenieros del Dagma  realizan la visitas, ellos no pueden determinar el daño, pero cuando llegan las lluvias y los fuertes vientos los árboles  se vienen al suelo”, manifestó Ana Carolina Castro, líder del grupo de arborización de zonas verdes del  Dagma.

Según datos de la autoridad ambiental local, en lo que va corrido del año han evaluado 7800 árboles en Cali y se han intervenido 4645, por lo que 3155 especies estarían pendientes de atención.

“Cuando iniciamos el año eramos 12 personas en el grupo ahora tenemos a 36 personas vinculadas a las cuadrilla, más un refuerzo de las brigadas ambientales, que son 100 personas más. Nos estamos fortaleciendo para atender los requerimientos de la comunidad”, dijo Ana Carolina Castro, quien añadió que de los 3155 árboles pendiente se dará prioridad a los que están en estado crítico y representan un riesgo para la comunidad.

Semanalmente se reporta al Dagma un promedio de 60 solicitudes  de podas o intervenciones por parte de la comunidad  caleña.

Dónde reportar 

El Dagma informó que cualquier emergencia o novedad con árboles puede notificarse al teléfono celular 3503150834, esta línea   opera las 24 horas del día los siete días a la semana.Allí se pueden notificar cuando los árboles han caído o si considera que representan un peligro. Si es para poda, la asistencia del Dagma puede demorar hasta quince días, si es un caso urgente, máximo dos.  Actualmente esta prohibido intervenir y podar cualquier árbol de la ciudad sin previa autorización. Se estima que Cali tiene 296.000 árboles

¿Quién responde por los daños?

Para la abogada Esperanza Lagos si un árbol cae  sobre un vehículo, una propiedad raíz o una persona, causando daños, se puede instaurar un acción legal contra el Municipio o el ente correspondiente.

“Habría que mirar cuál es el ente correspondiente de ese árbol y si causó el daño por falta de mantenimiento, o si ya había sido reportado a las autoridades ante un inminente peligro”, informó.

La profesional del derecho complementó que la Sala de lo Contencioso Administrativo ya ha proferido sentencias a favor de los demandantes por caída de árboles en vías nacionales. 

“En el caso de las ciudades, el primer responsable en la caída de un poste o un árbol es la Alcaldía local y desde luego es ahí donde la víctima o sus dolientes deben acudir para pedir que se inicie la respectiva investigación y si corresponde asuma el pago de la indemnización en caso de daños”, sentenció Lagos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad