Alcalde de Cali ya tiene facultades para modificar el presupuesto

Alcalde de Cali ya tiene facultades para modificar el presupuesto

Septiembre 18, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co
Alcalde de Cali ya tiene facultades para modificar el presupuesto

El alcalde de Cali, Rodrigo Guerrero.

Después de algunos tropiezos, la iniciativa fue aprobada con 18 votos positivos y uno negativo. El alcalde Rodrigo Guerrero contará con $290 mil millones para obras sociales.

El Concejo de Cali aprobó en la tarde de este jueves en segundo debate el proyecto que faculta al alcalde Rodrigo Guerrero para modificar hasta un 15% el actual presupuesto del Municipio para realizar obras de inversión social.La iniciativa fue aprobada con 18 votos positivos y uno negativo y queda a la espera de sanción del alcalde para ser implementada.La votación se realizó este jueves, luego del fallido debate que se llevó a cabo el pasado sábado debido a la ausencia de uno de los ponentes. El concejal Michel Maya no asistió a la sesión por estar en Bogotá en una maestría y es requisito la presencia de los dos ponentes para evitar vicios de trámite.Esta situación fue el detonante de un duro enfrentamiento verbal en la sesión que ahondó la división entre algunos de los concejales llamados ‘nuevos’ y los ‘antiguos’.Tras la aprobación de las facultades este jueves, Maya explicó que durante el estudio se hicieron 11 citaciones a la comisión de Presupuesto, con 9 sesiones con quorum y se mantuvo la importancia para que cada secretario comprometido con las facultades explicara dicha inversión. “Debo resaltar que la principal amenaza es la inercia, por eso hay que tenerle cuidado a los miedos, que en ocasiones se roba los sueños. El gobierno está facultado para modificar más de 290 mil millones de pesos, pero no justificó nunca recursos para Metrocali”, recordó el Concejal Maya.Además, agregó que con estos recursos el Alcalde tiene las herramientas para invertir socialmente en temas como vivienda, movilidad, sustitución de carretillas, cultura, turismo y salud.Por su parte, la concejala Patricia Molina Beltrán, del Polo Democrático, dejó constancia de su voto negativo por considerar que nunca se justificó con precisión la solicitud para modificar el total del presupuesto del Municipio hasta en un 15%.Molina Beltrán también hizo referencia a la “mermelada burocrática”, a la que en una entrevista de El País se refirió el Alcalde Rodrigo Guerrero. Para la cabildante ella no hace parte de ese grupo de concejales, por tanto rechaza tal afirmación.Por último indicó que permitir las facultades por parte de la mayoría del Concejo “es autorizarle al Alcalde un cheque en blanco”. El director de Hacienda Municipal, Andrés Uribe, explicó que se priorizará la inversión en los territorios de inclusión y oportunidades (Tíos), pero “la importancia de las facultades entregadas radica en que conceden flexibilidad para que el Confis pueda analizar más proyectos de acuerdo a las necesidades que surjan de acá a fin de año”.Respondió a los cuestionamientos y aclaró que los $295.000 millones que se podrán usar libremente no se tocarán totalmente. “Esa es una cifra muy holgada y estoy seguro que se van a usar las facultades por un monto mucho menor”, sentenció.También dijo que la única negociación que hizo con el Concejo estuvo dentro de la norma: asistió a los debates sin falta y ofreció las explicaciones necesarias. “De mermelada no conozco yo”, aseguró.Sin embargo, la concejal Clementina Vélez afirmó que sí hubo reuniones privadas con el Alcalde, donde el grupo de concejales conformado por Fabio Arroyave “es el que sabe lo que pasó o no pasó y desde cuándo”.Lo cierto —agregó— es que fue “vergonzoso” lo ocurrido el pasado sábado donde los grupos de concejales ‘nuevos’ y ‘viejos’ se enfrentaron verbalmente, cuando era una urgencia decidir las facultades porque se estaban afectando los proyectos sociales.Al respecto, el concejal Arroyave admitió que sí hubo reuniones con el Alcalde, pero aseguró que fueron para establecer compromisos de cumplimiento en inversión social. “Las negociaciones fueron claras: buscamos que para cuatro secretarías vayan inversiones específicas, porque como representantes de la comunidad tenemos la tranquilidad para indicarle al Alcalde dónde ejecutar recursos porque consideramos que hay proyectos que se encuentran estancados”.Aseguró que no se tocó el tema de la ‘mermelada’, ni tampoco fue necesaria para darle el sí a las facultades que requiere el mandatario local.“En temas de burocracia uno no debe desconocer que tiene amigos en la Administración Municipal, así como los tiene en empresa privada, pero eso no quiere decir que tenga que votar o dejar de votar proyectos”, sostuvo Arroyave.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad