Suspenden trabajos para construir la doble calzada Cali-Candelaria

Suspenden trabajos para construir la doble calzada Cali-Candelaria

Mayo 31, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Luz Stella Cardona | Reportera de PalmiraHoy
Suspenden trabajos para construir la doble calzada Cali-Candelaria

En 15 centímetros se estima la profundidad de este hueco ubicado donde antes estaban los peajes. La falta de iluminación nocturna lo convierte en una trampa mortal, especialmente para los motociclistas.

En una de las más carreteras más peligrosas del país se volvió a truncar el proyecto de construir una doble calzada. Sería el segundo contrato que se liquida sin que la obra se concluya. Autoridades locales aseguran que los trabajos bajarían la accidentalidad.

La caída de las vigencias futuras dejó sin piso la construcción de la doble calzada Cali-Candelaria y frenó en seco la posibilidad de disminuir los altos índices de accidentalidad en una de las vías más peligrosas del país.Adicionalmente, la decisión de la Gobernación del Valle de suspender los trabajos que se habían contratado en ella pondría en riesgo el desarrollo comercial e industrial de la localidad, donde en los últimos años se han venido dando condiciones para el asentamiento de nuevas empresas.Para la alcaldesa Nancy Stella Vásquez, líderes y empresarios de Candelaria, es una problemática que compromete no sólo la movilidad, sino que genera un grave impacto a nivel económico y de salubridad.“Entendemos los argumentos del Gobernador, pero también es cierto que el problema sigue vivo y que nuestros esfuerzos para fortalecernos como un polo de desarrollo se verán truncados si no tenemos respuesta concreta y en corto tiempo sobre el futuro de esta vía”, aseguró la Mandataria.Sin embargo, coincidió con el Observatorio de Seguridad, Convivencia y Cultura Ciudadana, en que si bien la accidentalidad está estrechamente relacionada con el mal estado de la carretera, también obedece a la falta de cultura de los conductores y especialmente de los motociclistas.Cuatro en conductaMartha Gualteros, directora de la Fundación Progresamos de Palmira, a la que se encuentra adscrito el Observatorio de Seguridad de Candelaria, precisó que, tras el monitoreo que se viene haciendo kilómetro a kilómetro, se tumbó el mito de que las víctimas no eran de Candelaria y que la mayoría de los accidentes ocurrían después de la rumba.“El 50% de los que sufren percances automovilísticos son de Candelaria y la mayoría de los accidentes se presentan por no respetar las normas”, sostuvo.Sin embargo, indicó que llama la atención que de los 193 siniestros registrados entre enero y abril de este año el 28%, es decir, 55 de ellos, ocurrieron por volcamiento.Lo anterior tendría que ver con la falta de señalización e iluminación y al hecho de que no haya berma en gran parte de la carretera y a lo estrecha de la misma.Esta vía, sostuvo Gualteros, fue construida para un tráfico de cinco mil vehículos y actualmente tiene un flujo de más de once mil automotores que la llevó a colapsar.“Entre enero y abril de este año hubo un incremento en el número de accidentes de 3,8% con respecto al mismo período del año pasado, pues de 186 casos que hubo en el 2010 pasamos a 193”, aseguró.Según la Directora de la Fundación Progresamos, en este sitio quedó un gran hueco donde, ante la falta de iluminación nocturna, caen muchas motocicletas provocando muertes y numerosas lesiones. Precisamente, tres de cada cuatro percances deja heridos.Lo más grave es que estas lesiones son incapacitantes y tienen un alto costo para el sistema de salud y para el Departamento, que debe enfrentar las respectivas demandas.De acuerdo con el Observatorio de Seguridad, entre enero y abril del 2011 han muerto siete personas (4%) y 140 han resultado heridas (73%). Entre tanto, hubo 46 casos de sólo daños (24%).También se estableció que en el 48% de los accidentes, es decir 139, hubo motociclistas involucrados.En el 2010 se presentó un total de 29 homicidios en accidentes de tránsito y la tasa de mortalidad por este concepto está en 38 por cada cien mil habitantes, mientras que en el resto del departamento es de 17."Esto significa que en Candelaria hay el doble de posibilidad de morir en un accidente que en el resto del Valle y que la posibilidad de que te lesiones es del 75%”, enfatizó Gualteros. Entre tanto, la secretaria de Tránsito Municipal, Martha Serrano, sostuvo que hasta el pasado 15 de mayo iban cuatro muertos, doce lesionados y siete de sólo daños.Tres veces pagaPara el concejal Fabio Núñez Holguín, la situación es gravísima, porque la movilidad es uno de los principales insumos del desarrollo de una población: “No tenemos dolientes”.De otro lado, la Alcaldesa manifestó que sería lamentable entrar en un pleito con el Consorcio Vías del Valle, con el cual el año pasado se firmó un contrato para la construcción de la doble calzada, que debía empezar a ejecutarse en abril y estar concluida en octubre.Sin embargo, la caída de las vigencias futuras dejó el proyecto en el aire, lo que se suma a que el Departamento no termina de pagar una multimillonaria indemnización a otra empresa por esa misma razón y a que los candelareños ya pagaron peajes por casi cinco años por igual propósito.“Serían dos pleitos que costarían casi el doble de lo que vale la carretera. Pero lo más grave, además de las muertes y las lesiones, es que mataría nuestra industria y la posibilidad de desarrollar la zona”, puntualizó.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad