Los estragos que deja el invierno en 18 municipios del Valle del Cauca

Noviembre 17, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Cali y Cartago
Los estragos que deja el invierno en 18 municipios del Valle del Cauca

El deslizamiento de piedra y tierra registrado en el kilómetro 52 de la vía Buga - Buenaventura, en el sector de Cisneros, generó grandes trancones el miércoles sobre este corredor. El paso se restringió a un carril.

Departamento estudia si decreta la calamidad pública. Trancones por derrumbes.

Cinco días completaron los habitantes de Zarzal y La Victoria (norte del Valle) sin el servicio de acueducto, luego del derrumbe en la vía Bolívar- La Primavera, que afectó la tubería del embalse Sara Brut desde el pasado domingo.

La falta de agua en estos municipios está siendo mitigada por nueve carrotanques que distribuyen el líquido, de los cuales cuatro son del departamento y cinco de Acuavalle.

Esta es una de las emergencias que se han registrado en los últimos días a causa de las intensas lluvias que se presentan  en el Valle del Cauca y que, según la CVC, se prolongarán hasta los primeros días de diciembre.

De acuerdo con la alcaldesa de Bolívar, Luz Dey Escobar, los trabajos para empalmar el tubo de la red matriz y soldarlo definitivamente, avanzan a paso lento debido al clima adverso. El servicio, aseguró, se restablecerá en los próximos días y después se procederá a la habilitación de la vía, para lo cual se han dispuesto recursos por $2200 millones.

El deslizamiento en la vía Bolívar- La Primavera es uno de los once registrados en 18 municipios que ya se han visto afectados  por el invierno en el Valle del Cauca en la última semana. Según el Consejo de Gestión del Riesgo Departamental, los movimientos de tierra también se han presentado  en Trujillo, Buenaventura, Dagua, Argelia y El Cerrito.

Los últimos derrumbes   se vivieron ayer en la vía Buga - Buenaventura, a la altura de los kilómetros 65 y 52. De hecho, la problemática más grande se registró en el kilómetro 52, en Cisneros, donde la tierra que se desprendió de la montaña restringió  durante todo el día el paso vehicular a un carril, lo que ocasionó largos trancones sobre este corredor vial. 

Al respecto, el capitán Víctor Franco, jefe de la Unidad de control y seguridad de Policía de Carreteras del Valle, indicó que en la noche del miércoles se restablecería el paso a doble calzada por este sector.  

Además de los deslizamientos, en la última semana también se han producido  nueve emergencias por inundaciones, que han tenido lugar en Dagua, El Águila, El Cerrito, La Cumbre, Buenaventura, Bugalagrande, Restrepo, Andalucía y Riofrío.

En el municipio de Roldanillo se presentó caída de árboles en la vereda Cruces y el cierre de la vía Roldanillo - La Tulia por el desbordamiento de la quebrada Montecristo. En La Cumbre, un fuerte aguacero dejó árboles y postes caídos en el corregimiento de Lomitas.

De otra parte, en Zarzal hubo inundaciones en diferentes sectores del municipio por colapso del alcantarillado y se decretó la alerta roja por posible desbordamiento del río La Paila. En el municipio de Florida varias viviendas sufrieron afectaciones en el corregimiento de Puerto Nuevo.

Ante esto, el coordinador de Gestión del Riesgo y de Desastres, Jesús Copete, advirtió que se estudiará hoy si es necesario declarar la calamidad pública en los municipios afectados por el rigor del invierno, teniendo en cuenta que cuatro ya dieron aviso de calamidad (Zarzal, La Victoria, Bolívar y La Unión).

 “Son 18 los municipios que están amenazados por las lluvias, pues tenemos casas destechadas y cultivos que se han perdido en gran parte, como en Riofrío o Andalucía. Hay municipios en los que se requieren equipos de atención de emergencia, kits humanitarios y no cuentan con disponibilidad presupuestal para esto. Por esto, analizaremos si hay argumentos para ver si es necesario declarar la calamidad y si entramos a apoyar a aquellos municipios que no están en capacidad de afrontar lo que resta del invierno”, dijo Copete, quien recordó que con la declaración de calamidad pública se gestionan recursos para atender las calamidades.  

Las precipitaciones que se registraron durante las últimas semanas en diferentes puntos del departamento están dentro de los rangos históricos contemplados por la CVC para noviembre, uno de los meses más lluviosos del año.

De acuerdo con Harold González, coordinador de la Red de Hidroclimatología de la autoridad ambiental, “estas lluvias han sido muy intensas y se pueden considerar como torrenciales, pues han sobrepasado los 60 milímetros de agua en 24 horas. Este mes vamos a tener el cielo cubierto, con precipitaciones bastante fuertes que perdurarán hasta la primera o segunda semana de diciembre, que es cuando termina este periodo de lluvias”.

González indicó que aunque se han registrado condiciones para que se configure el fenómeno de La Niña, estas deben persistir al menos durante tres meses para que la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés) lo declare.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad