La próxima semana llegaría menor palmirana que fue hallada en Perú

Enero 10, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Palmira
La próxima semana llegaría menor palmirana que fue hallada en Perú

Katherin Vanessa Toro, de 17 años, desapareció el pasado lunes 16 de diciembre.

Como se recordará, la menor fue vista el pasado 19 de diciembre en la población de Tumbes ubicada a 1.259 kilómetros de Lima y a 30 kilómetros de la frontera con Ecuador, donde fue puesta bajo custodia de Bienestar Familiar de Perú.

Tras permanecer más de tres semanas en un hogar de paso para menores en Tumbes, Perú, la próxima semana estaría regresando a su hogar la joven Katerine Vanessa Toro, quien desapareció de Palmira el pasado 16 de diciembre y fue detectada cuatro días después cruzando la frontera de ese país con el Ecuador.Fermín Toro, padre de la menor de 17 años, precisó que a través de Migración Colombia se le había informado que los trámites ante el Gobierno peruano para su retorno tardarían como máximo 20 días, por lo que “se cree que en la semana entrante estaría devuelta con su familia”. Toro, quien señaló que no comprende el porqué de la demora para el envío de su hija al país, señaló que lo único que se conoce es que por las fiestas de Navidad y fin de año los trámites podrían tardar más de lo normal.“Estamos esperando que nos llamen de Migración Colombia para que nos digan cuando es la fecha de regreso de Katerine, pues nosotros ya cumplimos con la documentación requerida por las autoridades de Perú”, agregó el padre de familia, tras precisar que a ese país envió fotocopia de su cédula, de ciudadanía al igual que de la tarjeta de identidad y el registro civil de su hija.Como se recordará, la menor fue vista el pasado 19 de diciembre en la población de Tumbes ubicada a 1.259 kilómetros de Lima y a 30 kilómetros de la frontera con Ecuador, donde fue puesta bajo custodia de Bienestar Familiar de Perú.Todo parece indicar que Katerine fue víctima de engaños por parte de una presunta banda de trata de personas que le ofreció estudio, hospedaje y alimentación en Argentina, país que era su destino final dentro de su itinerario por vía terrestre.Mientras se concreta el regreso de Katerine a su hogar en el barrio Portal de las Palmas, de Palmira, don Fermín y Luz Mery Sánchez, madre de la menor, dicen que están tranquilos porque frecuentemente hablan por teléfono con su hija.“Ella nos dice que está bien y que la tratan bien, pero que nos extraña mucho y desea regresar lo más pronto posible a casa”, señaló el señor Toro, al revelar que la última vez que habló con su hija fue el pasado martes.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad