La historia del falso sobrino de Dilian Francisca Toro al que acusan de estafa

La historia del falso sobrino de Dilian Francisca Toro al que acusan de estafa

Julio 09, 2017 - 07:55 a.m. Por:
Por: Unidad Investigativa de El País 
Esta semana, Gobernación asume cobro de impuesto automotor en el Valle

Edificio de la Gobernación del Valle del Cauca.

Foto: Archivo El País

El nombre de Luis Hernando Trujillo Mera, una persona que, según aseguran varios testigos se presentó en diversos escenarios como sobrino de la gobernadora Dilian Francisca Toro, ha hecho carrera en los despachos de los fiscales locales encargados de resolver los delitos contra el patrimonio económico.

Aunque algunos de los procesos en su contra han sido archivados porque los denunciantes no atendieron las citaciones que les hizo luego la Fiscalía, la información contenida en su dossier señala que Trujillo Mera habría ofrecido a varias personas contratos, prebendas, remates de vehículos y beneficios económicos que gestionaría en la Gobernación gracias a esa supuesto parentesco con la Mandataria.

El País encontró que, justamente, una de las denuncias contra Trujillo Mera, por el supuesto delito de estafa, fue interpuesta por la propia Gobernadora del Valle en septiembre del 2016, luego de que algunas personas se le acercaron para reclamarle por el incumplimiento del referido ‘sobrino’, a quien le habrían entregado varios millones de pesos y después no les volvió a pasar al teléfono.

Una vez enterada de los hechos, la Mandataria puso la situación en conocimiento de la Fiscalía General y pidió a través del entonces director jurídico de la Gobernación, Javier Mauricio Pachón, que “en carácter averiguatorio” se investigue la conducta de Trujillo Mera y si habría incurrido en algún delito.

Para su proceder, aseguraron algunos denunciantes a este diario, el falso sobrino de la Gobernadora exhibe algunas fotografías en las que aparecería junto a ella para demostrar ese supuesto grado de consanguinidad y soportar de mejor manera su engaño. Indicaron, además, que el hombre ofrece contratos y financiamiento para proyectos deportivos con supuestos fondos de Coldeportes.

De acuerdo con la información contenida en bases de datos sobre procesos judiciales, a nombre de Trujillo Mera figuran una decena de procesos penales por delitos como estafa agravada con vehículos automotores, falsedad personal, abuso de confianza y falsedad en documento privado.

Entre ellos, un caso por estafa en la ciudad de Bucaramanga y uno más por hurto calificado que reposa en la Fiscalía de Puerto Tejada, Cauca.

Vio el momento

Información que obtuvo El País y que fue corroborada luego por la misma Gobernadora, señala que Trujillo habría visto la oportunidad de engañar a algunas personas mucho antes de que Dilian Francisca llegara a la Gobernación y aprovechándose de un drama familiar que tuvo años atrás la hoy Mandataria del Valle.

Para entonces un hermano suyo se encontraba en delicado estado de salud en la Clínica Valle del Lili y allí llegaban dos señoras voluntariamente a rezar y encomendar a Dios su recuperación.

Este gesto fue generando un lazo de agradecimiento de la familia de Dilian Francisca con las señoras, una de ellas madre de Trujillo Mera, y ese sería el origen de las fotografías que utilizaría para asegurar que es sobrino de la Gobernadora, aunque otros creen que se trata de un montaje.

Tiempo después, y ya con Dilian al frente del Departamento, hubo un caso en Cali en el que se vio comprometida la vida de un personaje conocido y llevaron a las señoras para que rezara por la recuperación de esta persona.

Fue en una de esas reuniones, indicó una fuente, que se presentó Trujillo Mera y aseguró ser sobrino de Dilian. “Luego supimos que el tipo es un profesional estafando y que encontró en esa situación la oportunidad de sacar dinero”, indicó la fuente.

Irónicamente, esa persona por la que iba a rezar María Rosario Mera, quien también registra algunos procesos en Fiscalía por delitos similares a los de su hijo, habría terminado también engañada por Trujillo Mera y fue la base de la denuncia que interpuso el año pasado la Gobernadora.

Sin embargo, cuando se tuvo conocimiento de la situación, ya eran varias las personas que habrían cedido al poder de convencimiento de Trujillo Mera y le habrían entregado su dinero para lograr empleos o recursos ante la Gobernación o Coldeportes.

Las mismas víctimas aseguran que las personas engañadas son muchas más, pero que varias optaron por no denunciar. El monto de las supuestas estafas sería superior a los $400 millones.

Modus operandi

A juzgar por los relatos de las víctimas o familiares de ellas que decidieron contar su historia a El País, la forma en la que actúa Trujillo Mera es la de un profesional en el arte del engaño.

Uno de ellos aseguró que en una ocasión el falso ‘sobrino’ lo llevó en una lujosa camioneta hasta el lugar donde supuestamente vivía la Gobernadora para que se entrevistara con ella. Trujillo entró a la unidad y minutos después salió y aseguró que: “mi tía no nos va a poder atender ahora porque anda con unos enredos de la Gobernación y dijo que nos recibiría luego”.

Sobre la camioneta en la que los recogió, de la cual ellos anotaron el número de matrícula, supieron meses después que fue rentada por este hombre para ambientar su falsa historia y sacarles una fuerte suma de dinero.

“Nosotros lo vimos bien vestido, con semejante camioneta, aunque nos dijo que no era de él sino de la tía, y cómo no creerle que era quien decía ser. A mi familiar se le llevó varios millones y sigue muy tranquilo en las calles seguramente buscando a quien más tumbar”, aseguró otra fuente bajo reserva de identidad.

Otra de las personas que dijo ser víctima de este personaje y residir en la Comuna Nueve de Cali, aseguró en redes sociales que Luis Hernando Trujillo Mera y su mamá, María Rosario Mera, quien registra también investigaciones pendientes, engañaron gente en el centro de la ciudad.

Incluso, en esa ocasión no solo habría hecho alarde de su lazo familiar con la Gobernadora sino su cercanía a un famoso futbolista a quien, según dijo, estaba ayudando a jalonar unos recursos para su fundación.

El País conoció que el deportista nunca tuvo negocios con Trujillo Mera y que, por el contrario, también se le llevó una suma de dinero.

Otro de los denunciantes dijo que Trujillo le ofreció a un familiar un empleo como conductor en la Gobernación, pero luego le dijo que no podía ayudarlo porque debía un millón y medio de pesos en multas y que hasta que no se pusiera al día no podía ubicarlo.

Convencido del poder que tenía Trujillo, le entregó ese millón y medio para que le solucionara el problema y le bajaran de inmediato las multas del sistema, pero las multas siguen ahí y el hombre se desapareció con el dinero.

“Lo que yo le decía a él era que no fuera a denunciarlo porque sí, uno tiene la necesidad de trabajar, pero es ir a denunciar a un delincuente que me ofreció empleo pero yo también estoy cometiendo un delito al ir y pagar para que me compren un contrato”, dijo.

Lo que ha dificultado la acción de las autoridades, indicó una fuente de la Fiscalía, es que Trujillo Mera ha sido muy astuto y se ha cuidado de no firmar ni poner su huella en ningún documento y así es difícil probar la comisión de un delito.

“Ojalá sirva de experiencia y la gente no se deje engañar”: Dilian
Dilian Francisca Toro, gobernadora del Valle.

Dilian Francisca Toro, gobernadora del Valle.

Oswaldo Páez / El País

¿Cómo se enteró del caso?

El año pasado fueron varias personas a hablar conmigo, que los habían estafado una persona que decía ser familiar mío y que les ofrecía prebendas y unos proyectos que él tenía en la Gobernación; que supuestamente les vendía esos proyectos y la gente le fue dando plata sin acercarse a averiguar.

¿Hace cuánto tiempo fue eso?

Fue en septiembre del 2016 y de inmediato le pedí a quien era mi secretario jurídico, Javier Mauricio Pachón, que presentáramos la denuncia ante la Fiscalía.

¿Cómo conoció a esta persona?

Mi hermano José Luis estaba hospitalizado y una de esas mujeres que reza iba a la clínica y era muy buena con él; y nosotros decíamos ‘tan querida Rosario’. Resulta que mi hermano es muy hincha del América y estaba muy grave, en Cuidados Intensivos, y ella como que tenía contactos en América y llevo a Alexis Viera a la Clínica a que lo visitara y le llevó una camiseta firmada por los jugadores y eso para José Luis fue una alegría inmensa y nos hicimos amigos de la señora, pero no sabíamos que tenía un hijo.

¿Y de dónde salieron las fotos?

Cuando después hirieron a Alexis Viera, mi hermano quiso también visitarlo; entonces la señora hizo el contacto con Alexis y yo lo llevé porque él es caudriplégico. En esa visita estaba la señora y seguramente en esa ocasión nos pudimos tomar alguna foto con el hijo.

¿Supo que la señora tiene también denuncias por varios delitos?

Lo supe tiempo después. Pero la verdad es que la señora se volvió amiga de nosotros, de mi familia. Imagínese hacer todo lo que hizo por mi hermano, uno le va tomando aprecio a la gente, pero el hijo ni estuvo en mi casa ni lo conocí.

¿Qué recomienda a la ciudadanía?

Que no caigan en ese tipo de engaños y que averigüen bien si es cierto o no lo que les están diciendo; y espero que esto sirva de experiencia a otros para que no se dejen tentar con estos anuncios.

“Ningún particular accede a recursos de Coldeportes”

La directora de Coldeportes, Clara Luz Roldán, advirtió de que es imposible que alguien pueda ofrecer en la calle contratos para gestionar con la entidad.

“Aprovecho la oportunidad para advertir a personas que en medio de su ingenuidad o de querer acceder a recursos del Gobierno, caigan en los engaños de personas inescrupulosas. Coldeportes solo hace convenios con alcaldías y gobernaciones”, indicó Roldán.

Agregó que estas personas “debieron fue consultar antes de entregar dinero si era posible que se gestionaran así proyectos. En Coldeportes estamos abiertos a la consulta que nos quieran realizar”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad