Inundaciones perturban al corregimiento La Dolores y al municipio de Pradera

Abril 22, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País, Palmira

A punto de alcanzar la zona poblada del corregimiento La Dolores, de Palmira, se encuentran las inundaciones generadas por los ríos Frayle y Bolo que se desbordaron. Deslizamientos y bloqueos en vías afectan a Pradera.

A punto de alcanzar la zona poblada del corregimiento La Dolores, de Palmira, se encuentran las inundaciones generadas por los ríos Frayle y Bolo que se desbordaron a través de un boquete que la furia de las aguas hizo en el sector aledaño a la Hacienda Cachiporra. Entretanto, el municipio de Pradera ya ha sido inundada por las aguas.Como ya es conocido, el pasado miércoles en la tarde la creciente del río Frayle rompió el jarillón en un tramo de 25 metros aproximadamente, el cual a este viernes había alcanzado el doble de su tamaño e inundado la totalidad de la haciendas de la zona, según reveló Guillermo Rosero, presidente de la Junta de Acción Comunal, JAC, de La Dolores.El líder comunal lanzó la alerta porque las aguas de los dos afluentes están pasando por encima del jarillón e inundaron igualmente el centro equino de Asdeoccidente, al tiempo que sepularon un tractor que cayó a un zanjón.“El agua ya está a cien metros de las casas de La Dolores”, precisó Rosero, quien dijo que se teme por una gran inundación ya que el caserío se encuentra ubicado en un nivel más bajo del resto de terreno.Entre tanto en el vecino sector bajo de la vereda Piles se reportó un total de 50 familias damnificadas por las inundaciones.Fabio Márquez, director del Comité Local para la Prevención y Atención de Desastres, Clopad, de Palmira, señaló que es prácticamente imposible controlar el gran boquete del jarillón que casi alcanza los cien metros. Señaló que a través de una comisión conformada por el alcalde Raúl Arboleda y los titulares de las secretarías de Planeación, Obras Públicas, Agricultura y entidades como la Cruz Roja, se está gestionando la instalación de albergues que podrían quedar en un corredor alterno a costado de la recta Cali-Palmira. Aseguró que igualmente se están aprovisionando de frazadas y demás elementos necesarios para atender la emergencia.Pradera, afectado en la zona rural y urbanaLas intensas lluvias de los últimos días causaron inundaciones en la parte del municipio de Pradera, mientras que en la zona rural hay bloqueos en las vías y daños en un puente provocados por los deslizamientos y la creciente de ríos y quebradas.Este miércoles el rebosamiento del sistema de aguas lluvias y alcantarillado inundó los barrios ubicados al ingreso de la ciudad, al costado derecho de la vía Palmira-Pradera. No obstante, la emergencia se superó ese mismo día.Entre tanto, en la zona rural se reportaron graves daños en el puente que comunica los corregimientos de la Fría, El recreo, San Isidro, Bolívar y el Resguardo Kee Wala, donde habita un promedio de 40 familias.Según explicó el secretario de Gobierno, Hernán Gómez Abello, la creciente de la quebrada Salsipuedes se llevó el material de soporte de la estructura que se debilitó, lo que obligó a suspender el paso de vehículos. El funcionario aseguró que se está trabajando con la Asociación de Usuarios Campesinos en la reparación, para darlo al servicio en el menor tiempo posible, pues en la zona ya gran cantidad de alimentos represados.Asimismo, los deslizamientos mantienen restringido el tráfico por las vías que llevan a la zona montañosa de Bolo Azul y Bolo Blanco, mientras que en el sector de El Retito no hay paso.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad