Inauguran ciudadela educativa en zona rural de Buga

Inauguran ciudadela educativa en zona rural de Buga

Diciembre 04, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción El País Tuluá

Esta sede educativa beneficiará a 300 estudiantes que viven en 14 veredas de ese municipio. El colegio se convertirá en una granja experimental en procesos agropecuarios.

En una finca de diez plazas, rodeada de pinos y eucaliptos, a 2.500 metros de altura sobre el nivel del mar y muy cerca del Páramo de las Hermosas, el alcalde de Buga, John Harold Suárez Vargas les entregó a los habitantes del corregimiento El Placer, la octava Ciudadela Educativa, la tercera en la zona rural, que se pone en funcionamiento en ese municipio.

La Institución Educativa El Placer, enclavada en la cordillera Central, la cual beneficiará a cerca de 300 estudiantes pertenecientes a 14 veredas de la región, fue dotada de animales, insumos y tecnología, que les permitirá a los niños y jóvenes campesinos de esa zona, anteriormente azotada por la violencia, emprender diferentes proyectos productivos en el sector agropecuario.

Según el secretario de Agricultura de Buga, Fernando Gutiérrez, este colegio se va a convertir en una granja experimental, en donde los estudiantes, que se graduarán como técnicos en agropecuaria, podrán desarrollar diferentes proyectos productivos y de emprendimiento.

"Estos jóvenes van a pasar de la pequeña huerta escolar, en donde sembraban cilantro, a tener un espacio en donde podrán sembrar 16 diversidades de legumbres, hortalizas y plantas medicinales”, manifestó el Secretario de Agricultura de Buga.

En el mismo sentido se pronunció el alcalde de la Ciudad Señora, John Harold Suárez, quien dijo que la ciudadela educativa El Placer, fue dotada de diferentes animales como vacas, bueyes y caballos, para que los niños puedan aprender, con el apoyo de los profesores del Sena, las diferentes técnicas de inseminación artificial y la elaboración de productos lácteos.

De igual forma, el Mandatario local, indicó que el complejo educativo contará con computadores, despulpadora de frutas, equipos de refrigeración, máquina para el empaque al vacío y para el procesamiento de cárnicos.

"Estoy convencido que de esta manera logramos la paz en el campo a la vez que redimimos una comunidad que sufrió en carne propia los rigores de la violencia, eso es cuestión del pasado, ahora estas personas van a tener un futuro más promisorio”, indicó el alcalde de Buga.

Por su parte, Giselle Pérez, la personera de ese colegio, dijo que de esta manera los jóvenes que terminen su bachillerato ya no tendrán que emigrar a la ciudad porque ahora tendrán las herramientas que les permitirá poner a producir sus tierras con competencias laborales de alto nivel.

A su turno, Leoncio Cuadros, padre de dos niños que hacen parte de esa comunidad educativa, dijo que ese modelo pedagógico que ha llegado hasta el campo bugueño, permitirá que sus hijos no tengan que desplazarse hasta el casco urbano del municipio a continuar con sus estudios.

 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad