"Hay intereses de particulares en contra del Departamento", dice Gobernador del Valle

Abril 30, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

Ubéimar Delgado, gobernador del Valle del Cauca.

El Gobernador del Valle dice que el laudo arbitral desconoce el concepto de la Procuraduría.

En tono enérgico el mandatario de los vallecaucanos, Ubéimar Delgado, calificó de injusto el fallo que ordena al Departamento a pagar $8600 millones al consorcio que estructuró las obras que se iban a financiar a través de vigencias futuras.“Es injusto porque el laudo que profirió el Tribunal de Arbitramento en contra del Valle no tuvo en cuenta el concepto que, en su momento, expresó la propia Procuraduría General de la Nación, el cual señalaba que el Departamento no tiene por qué pagar la comisión que reclama el consorcio, dado que esa parte fue acordada entre el consorcio y los tres contratistas que iban a ejecutar las obras”, precisó el Gobernador.Por esa razón, anotó, “no nos vamos a quedar de brazos cruzados. Con mi equipo jurídico vamos a responder ese fallo y acudiremos al Consejo de Estado para interponer un recurso de anulación del laudo arbitral”. “Haré respetar los derechos de los ciudadanos que viven en un Departamento, cuyos líderes no han hecho más que velar por el interés común. Las instancias legales no se van a acabar y acudiremos a todas las que sean necesarias para evitar que se tenga que pagar esa plata. “Veo con este fallo que hay intereses de particulares en obtener dineros a costa del Departamento”, enfatizó el señor Delgado.Sobre el consorcioEl grupo que estructuró el diseño de las obras de infraestructura se llama Consorcio Desarrollo Valle del Cauca y está conformado por las siguientes personas naturales: Geicol S.A.S., Bonus Banca de Inversión, Coral y Delgado y Asociados S.A.S.El consorcio acudió al Tribunal de Arbitramento para reclamar la comisión de éxito (figura que se entiende como una parte de los honorarios) y que se había estimado en $14.000 millones, de los cuales los tres concesionarios alcanzaron a pagar la mitad antes de que en el 2011 el entonces gobernador Francisco Lourido desmontara las vigencias futuras.Lourido logró un acuerdo con los tres consorcios que iban a ejecutar las obras con vigencias futuras entre los meses de abril y septiembre del 2011. “Fue un acierto para las finanzas del Departamento haber desmontado las vigencias, ya que le iban a costar al Valle $1,5 billones”, señaló.Al concesionario Vías del Valle se le cancelaron $6.570 millones, en tanto que a Reurvalle se le reconocieron $5.287 millones. Los dos renunciaron a cualquier acción judicial futura. En ese año quedó pendiente el pago de una liquidación por $2.627 millones a la firma Mi Valle, que se concretó meses después.Lourido recordó que en el 2010 el déficit que heredó fue de $80.000 millones, el cual logró disminuir con base en políticas de austeridad. “De no haber desmontado las vigencias futuras el Valle habría entrado en una crisis profunda”, señaló.El actual Gobierno viene haciendo esfuerzos para recuperar la viabilidad económica del Valle del Cauca, y “por esa razón no vamos a dejar desprotegido el patrimonio del Departamento”, indicó el Mandatario seccional.Lo que vieneEl secretario Jurídico de la Gobernación Germán Marín Zafra, recordó que el viernes, en la Cámara de Comercio de Cali, se realizará la jornada de aclaración del laudo arbitral porque la Gobernación considera que hay contradicciones.Asimismo habrá una reunión con la Procuraduría, entidad a la cual se le solicitó el acompañamiento especial en este proceso y hoy se presentará un recurso extraordinario de anulación del laudo en el Consejo de Estado. “Esto en el entendido que no existe fuente de obligación porque el Departamento ya pagó. No debemos plata y en ese sentido vamos a usar este recurso”, dijo Marín Zafra.“El Valle ya pagó lo que le tocaba”: Germán Marín, secretario jurídico de la Gobernación¿Por qué considera que el Valle no debe pagar la plata que exige el Tribunal?Porque en el contrato que se firmó con el consorcio Desarrollo Valle del Cauca se acordó que la comisión de éxito la pagarían los concesionarios y no el Departamento. La Gobernación canceló lo que tenía que pagar, que eran $473 millones por el contrato. Nosotros cómo vamos a cancelar algo que nunca nos comprometimos a pagar. De dónde acá este Tribunal falla que debemos pagar. No existe fuente de obligación.¿La Procuraduría avala la tesis de la Gobernación?Durante los alegatos que se dieron en el proceso la Procuraduría General se presentó un memorial en el que dice que está claro que el Departamento ha cumplido íntegramente el contrato y por lo tanto no adeuda ningún peso a este consorcio. No podemos permitir ahora que por estructurar un negocio, alguien se vaya a ganar $10.000 millones, eso no tiene sentido y no pasa sino en el Valle y nosotros nos tenemos que poner serios. ¿Quiénes integran el consorcio que exige los $8600 millones?Lo integran Geycol SA, Bonus Banca de Inversión y Coral Delgado y Asociados.¿Este resultado puede dar paso a otras demandas contra el Valle?Uno de los concesionarios de vigencias futuras (Reurvalle) llevó una acción al Tribunal de Arbitramento, pero se falló a favor del Departamento. Ahora otro de los concesionarios instaló un Tribunal alegando que la Gobernación no les reconoció todo lo que invirtieron y por lo tanto siguieron reclamando.¿Qué otras demandas le preocupan al Departamento?Está el caso de Cisa, que fue la construcción de la carretera Cali-Candelaria que nunca se hizo. Eso está ejecutoriado, pero hay pendiente por cancelar $13.000 millones y el Valle ya pagó $29.000 millones. Solicitamos apoyo de los entes de control porque no es lógico pagar por obras que no se ejecutaron.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad