"Harinera del Valle se blindó contra los conflictos familiares": Alfonso Ocampo

"Harinera del Valle se blindó contra los conflictos familiares": Alfonso Ocampo

Noviembre 10, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Henry Delgado Henao | Editor de Activos

Alfonso Ocampo Gaviria, gerente de Harinera del Valle.

La empresa funciona muy bien, informó su gerente, Alfonso Ocampo Gaviria, quien reemplazó a Carlos Arcesio Paz hace seis meses. Las dos grandes apuestas de la compañía son la apertura de una planta en la Costa Atlántica y la expansión en el mercado externo.

Esta compañía vallecaucana, ranqueada entre las 50 organizaciones más poderosas del país y reconocida por productos como la harina de trigo Haz de Oros, Pastas La Muñeca y Doñarepa, prepara el camino para seguir su posicionamiento en el país y conquistar nuevos mercados en el exterior.Al igual que sucede con buena parte de las grandes y medianas empresas colombianas, Harinera del Valle es una organización familiar con 66 años de experiencia en el sector de alimentos procesados. El año pasado reportó ventas de alrededor de $525.000 millones.Hace apenas seis meses la gerencia general pasó a manos de un tercero, en razón a un conflicto interno de la familia que generó la salida de su líder, Carlos Arcesio Paz, quien estuvo al frente de los destinos de la empresa durante casi 40 años.El pasado 14 de mayo, asumió las riendas el también reconocido empresario caleño Alfonso Ocampo Gaviria, expresidente de Riopaila Castilla y antigua Propal, hoy Carvajal Pulpa y Papel. Ocampo sostiene que en estos primeros seis meses en la gerencia de Harinera del Valle ha logrado poner en marcha nuevos proyectos que buscan posicionar con más fuerza la empresa en los mercados nacional y extranjero. En diálogo con El País, el señor Ocampo Gaviria revela sus logros y objetivos que se propone en los siguientes años.La próxima semana completará seis meses al frente de la empresa. ¿Cómo se ha sentido, teniendo en cuenta el conflicto familiar que se registró con la salida del señor Carlos Arcesio Paz?La compañía se ha logrado blindar frente a ese problema. A nivel de Junta Directiva pueden haber algunas diferencias, pero el manejo de la compañía no se ha afectado y la verdad es que todas las iniciativas que yo he traído se han podido llevar adelante. De manera que eso no ha afectado para nada el desempeño de la empresa. ¿Qué iniciativas ha puesto en marcha?Hemos hecho esfuerzos importantes para ganar participaciones de mercado a través del incremento en las ventas de todos los productos. En estos seis meses lanzamos cinco productos, entre ellos los brownies con M y M. Los otros cuatro son harinas especiales. Una de ellas para productos congelados, otra para tortas, la tercera es una harina integral. La cuarta también es integral, pero su presentación va dirigida a supermercados y tiendas.Llegó con pie derecho a trabajar duro. Cinco productos en seis meses es un récord...Sí, es un buen récord. lo que hicimos fue acelerar los procesos de salida al mercado de esos productos.Sin duda, hablar de Harinera del Valle es hablar de Carlos Arcesio Paz. ¿Él sigue en la Junta Directiva?No está directamente en la Junta, pero sí tiene una representación. Sus otros dos hermanos también siguen en la Junta.¿Con la salida del señor Paz no se generó un caos en la empresa?No, absolutamente ninguno. La empresa ha seguido funcionando normalmente, las personas que laboran aquí prácticamente son las mismas que había antes.¿Usted es amigo del señor Paz?Somos amigos sociales, nos hemos encontrado en certámenes sociales y eso es lo que yo he sido con él toda la vida, pero amigos entrañables no.¿Han conversado en estos seis meses?Sí, una vez. Nos encontramos en el comité consultivo del Banco de la República, pero fue un encuentro casual.¿No hablaron del tema de las pastas?(Risas) Alguito, alguito, pero no más.¿Señor Ocampo, siguendo con preguntas sobre su gestión, cuál es su gran apuesta en la empresa, a dónde la quiere llevar?Queremos seguir incrementando participaciones en el mercado y para lograrlo creo que las dos grandes apuestas que debe poner en marcha la compañía son las de tener una presencia más importante en la Costa Atlántica y fortalecer las ventas externas.onsidero que por el tema de costos de transporte hacia el Norte del país es muy difícil competir con fábricas que estén aquí en el Valle. Mi opinión es que debemos tener producción en la Costa Atlántica y ese será uno de mis objetivos.¿La idea es abrir una planta en esa región?El objetivo es abrir o comprar una planta en esa zona y aumentar la participación de la empresa en todo ese territorio y por ende crecer en todo el país.¿Cuál es la apuesta en el exterior?Crecer en el mercado externo. Buscar otras alternativas, pero el tema prioriotario es acabar de posicionarnos en el país y luego ir al exterior.¿Qué les falta para concretar ese posicionamiento?Lo único que nos falta es invertir en una planta en la Costa Norte.¿Qué se ha avanzado en la planta?Estamos estudiando y buscando alternativas, pero aún no hay nada concreto. Creo que habrá que buscar una alternativa para comprar y no arrancar de cero. Comprar tiene la ventaja de que se adquiere una participación adicional de mercado. Si no se consigue una alternativa así, habrá que arrancar de cero.Eso quiere decir que están pensando en comprarle a alguno de los competidores, ¿Quiénes son?En todo el país el numero dos en el negocio es la Familia Solarte, que tiene varias marcas de harinas. En la Costa Atlántica se destacan Manzini y otros.¿En la mira pueden estar los Solarte?No sé, ellos están en todas partes, no solo en la Costa. Lo que habría que buscar es a alguien que esté directamente en la Costa Atlántica. ¿Entonces la Fábrica de pastas Manzini?(Risas) No, no sé todavía.¿Qué participación tiene la empresa en el mundo de las harinas y las pastas?Nosotros somos los primeros en el segmento de harinas y el dos en pastas. El primer puesto lo ocupa Nutresa. Sin embargo, nuestro objetivo está en pastas. Hay algunos territorios en los que somos el numero uno, como en el Valle y en el centro del país, pero la gran apuesta es consolidarnos y ser más importantes en otras regiones.Volviendo al tema de mejorar la presencia en el exterior, ¿qué estrategia piensa desarrollar?Creo que va a ser similar a la que haremos en el país, por la vía de la adquisición de compañías. Habría que mirar qué está disponible.¿Qué mercados están en la mira?A mí me gustan los mercados centroamericanos, pero no es que los tengamos en la mira todavía. Creo que allí hay oportunidades porque hacia el Sur ya hay compañías importantes. Para mi, Centroamérica es un potencial mercado muy interesante.¿Hoy, Harinera del Valle llega a cuántos países?Nosotros llegamos a cinco países con Doñarepa. Ese ha sido nuestro producto estrella para exportar y en Costa Rica, por ejemplo, somos muy importantes. También llegamos a Chile, Panamá y a Estados Unidos.¿El TLC con los Estados Unidos los beneficia?Ha sido realmente neutro, no vemos grandes oportunidades ni grandes amenazas con ese acuerdo.¿Cómo observa el desempeño de la economía?Los resultados de la economía han sido buenos, pero lo que a uno le gustaría ver como empresario es que el PIB crezca más rápido para reducir mucho más los índices de pobreza y de desempleo.Sobre la empresa Tiene 66 años de tradición en el mercado colombiano. Harinera del Valle S.A. es una de las compañías más importantes del país en la producción y comercialización de alimentos procesados. Actualmente cuenta con plantas de producción en Cali, Palmira, Dagua, Villa Rica y en Bogotá. Tiene distritos comerciales ubicados en diez ciudades del país y un sistema de distribución propio que llega directamente a más de 700 municipios de Colombia.El portafolio de productos está integrado por 40 marcas en 10 categorías del sector de alimentos procesados. La compañía genera alrededor de 2000 empleos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad