Hallan en río Cauca, en Yotoco, cuerpo de joven que estaba desaparecido

Enero 08, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Tuluá
Hallan en río Cauca, en Yotoco, cuerpo de joven que estaba desaparecido

Richard Ánderson Vergara Quiñónez, de 20 años, joven caleño hallado en el río Cauca en Yotoco.

El joven fue identificado como Richar Ánderson Vergara Quiñónez, de 20 años, quien vivía en el oriente de Cali.

Con señales de tortura y en avanzado estado de descomposición, fue hallado flotando en el río Cauca el cuerpo de un joven caleño que se encontraba desaparecido desde hace seis días. A pesar de que parte del rostro se encontraba desfigurado por la acción de las aves de rapiña y los peces, familiares de la víctima lo pudieron reconocer por las prendas de vestir y por una cicatriz que tenía en la espalda. El macabro hallazgo fue hecho por los propios familiares de la víctima, en un recodo del afluente en jurisdicción del municipio de Yotoco, en predios de la Hacienda La Moralba sobre la vía a Picapiedra. Se trata de Richard Ánderson Vergara Quiñónez, de 20 años, residente en la comuna 21 de la capital del Valle. “A los familiares nos informaron unos pescadores que vieron pasar el cuerpo por Yumbo pero ellos no lo rescataron porque les dio miedo”, manifestó Dolly Vergara, tía del occiso, quien dijo que entonces tomaron la decisión de alquilar una lancha y hacer ellos mismos ese recorrido hasta encontrar el cadáver flotando en el municipio de Yotoco. Al parecer, este joven fue asesinado, pues a la altura del cuello tenía amarrada una toalla de color rojo a manera de torniquete. Precisamente, para saber en qué condiciones murió Vergara Quiñónez, el cadáver de este joven fue trasladado hasta la sede del Instituto de Medicina Legal en la ciudad de Buga en donde se le practicó la necropsia de ley. Sobre Richard Ánderson, quien era padre de una niña de dos años, se dijo que actualmente se encontraba desempleado y que desde el pasado 1º de enero se desconocía su paradero. “Ese día nos encontrábamos en una reunión familiar en el barrio Suerte 90, mi sobrino recibió una llamada en su teléfono celular la cual contestó afuera de la casa y desde ese momento no volvimos a saber nada más de él”, indicó la afligida mujer. Por el avanzado estado de descomposición en que se encontraba el cadáver de este hombre, sus familiares tomaron la decisión de darle cristiana sepultura este martes en horas de la tarde en el cementerio Central de Cali.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad