Habitantes de Pradera y Jamundí se quejan por programas de vivienda gratis

Diciembre 17, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Habitantes de Pradera y Jamundí se quejan por programas de vivienda gratis

En Cali, la inconformidad la han manifestado los residentes de Ciudad 2000, Morichal y Ciudad Córdoba, barrios aledaños al proyecto habitacional Llanoverde.

Posible inseguridad y desvalorización de sus bienes causan malestar en los vecinos de los programas.

El malestar del programa de las cien mil viviendas gratis pasó de las fronteras de Cali y se extendió a dos municipios del sur del Valle: Pradera y Jamundí.Las razones son parecidas a las que han manifestado los caleños sobre la iniciativa del Gobierno Nacional: problemas de seguridad, poca capacidad del Estado para ofrecer los servicios sociales que requerirán los nuevos pobladores y desvalorización de sus bienes.Incluso las soluciones que plantean son parecidas: acudir a abogados para impedir la llegada de los beneficiarios de los planes gratuitos.Juntos y revueltos 101 familias adquirieron su casa en Altos de la Pradera (el plan es de 195 viviendas de interés social promovido por la caja de compensación familiar Comfandi) gracias al subsidio entregado por la caja de compensación, el ahorro programado y el crédito hipotecario. Unos 50 grupos familiares ya están viviendo en el barrio. Pero las 91 casas restantes serán ocupadas por los beneficiarios de las viviendas gratis, lo que ha causado malestar. Edith Alemeza, una de las vecinas del sector, dijo sentirse estafada. “A nosotros nos ofrecieron que la gente que viviría aquí sería gente trabajadora. Ahora nos salen que nos van a traer a los desplazados y familias que no hacen nada”. Jenny Álvarez dijo que “hay gente que ya se cree dueña de estas casas y amenazan que si no salen favorecidos, se las toman por la fuerza”.Nelsy Martínez comentó que “no es posible que tenga que pagar una cuota de $200.000 con crédito a 15 años y a mi vecino del lado le regalen la casa y además en mejores condiciones, porque a ellos les están poniendo puerta trasera y subieron la pared de la segunda habitación”. Por estas razones, los vecinos buscaron un abogado para que adelante una demanda en contra de Comfandi.Frente a las quejas, la jefe del Departamento de Vivienda Social de Comfandi, Pilar Ramírez, dijo que la Caja decidió apostarle al programa de vivienda gratis en ese proyecto que ya está construido, porque “creemos es una forma de apoyar la transformación social del país”. “Ya hemos hablado con la gente y muchos han entendido que las familias que llegarán son gente buena, inscrita en la Red Unidos, que necesita su casa para mejorar su condición e ir saliendo de la pobreza. Además, Comfandi va a hacer acompañamiento social a todos los habitantes de Altos de la Pradera”, enfatizó la Jefe de Vivienda Social de la Caja.Con respecto a las mejoras de las viviendas del programa gratuito, señaló que las casas vendidas tienen un valor de 60 salarios mínimos mensuales, mientras que las del Gobierno Nacional son de 70 salarios mínimos.El alcalde de Pradera, Adolfo Escobar, dijo que le pedirá a la Nación que las personas que vayan a ir a vivir en las casas gratis de Altos de la Pradera no tengan antecedentes penales, para evitar inconvenientes con los residentes actuales.El caso de JamundíEl programa El Rodeo genera expectativa entre los habitantes de la Ciudadela Terranova y los del Consejo de Población Afro de San Isidro, que serán sus vecinos.Osénimo Lasso, coordinador del Consejo, aseguró que aunque la constructora tiene los permisos que le otorgó la Alcaldía, “para poder tener la licencia debían tramitar la consulta previa con nosotros”. (La consulta previa es un mecanismo de participación creado por la ley para evaluar e indemnizar los impactos de las obras de infraestructura a las poblaciones étnicas del país).Álvaro Peña, presidente de la Junta de Acción Comunal de la Ciudadela Terranova, aseguró que no están en contra del proyecto ni estigmatizando a la gente que llegará. “Queremos que haya un acompañamiento serio para las familias y que además de hacer las casas, se tengan en cuentas las soluciones para el transporte, colegios, la estación de Policía y puestos de salud para el sector”.El alcalde de Jamundí, John Freddy Pimentel, explicó que la Alcaldía sí tiene contemplado llegar con servicios educativos, de salud y de transporte. IC Prefabricados, la constructora de las viviendas, dijo que están asegurados los lotes para el equipamiento urbano, como zonas deportivas, el salón comunal y demás entidades estatales. Además, según el proyecto radicado en el Ministerio de Vivienda, se harán unas huertas comunitarias para las familias que lleguen a la zona.Frente al incumplimiento de la consulta previa, tanto el vocero de la constructora como la Alcaldía de Jamundí, aseguraron que el proyecto cumple con todos los permisos.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad