Falsa alarma por artefacto explosivo causó conmoción en Tuluá

Noviembre 01, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País, Tuluá

La falsa alarma se originó cuando un desconocido dejó un paquete y emprendió una veloz carrera, en una zona verde del barrio Entrerríos, en Tuluá.

Una falsa alarma por una supuesta granada de fragmentación originó el despliegue de un gran operativo por parte de la Policía en una zona verde del barrio Entrerríos, en Tuluá. El hecho fue advertido ayer en horas de la mañana por un vecino de ese sector cuando observó a un hombre, que se movilizaba en una motocicleta, quien habría arrojado el supuesto artefacto explosivo. El caso se presentó hacia las 9:00 a.m. en la Carrera 34 con Calle 17, frente a las canchas sintéticas Maracaná. Sobre el separador víal, a un lado de la caseta del vigilante de la cuadra, el desconocido dejó un paquete y emprendió veloz carrera por lo que los vecinos del sector creyeron que se trataba de un artefacto explosivo por lo que de inmediato llamaron a la Policía. Minutos después, al lugar llegaron expertos antiexplosivos con un perro entrenado para detectar esta clase de elementos. Al final, el capitán Alexánder Duarte, comandante de la Policía en Tuluá, determinó que el desconocido había dejado abandonado en ese sitio papel picado por lo que se descartó que se tratara de una granada de fragmentación como lo habían dicho algunos habitantes del barrio Entrerríos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad