En Tuluá le reimplanta?n la mano izquierda a un hombre

Mayo 12, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Tuluá

A un hombre de 28 años le había sido amputada con un machete la mano en un riña.

El Hospital Tomás Uribe Uribe fue epicentro este jueves de una cirugía reconstructiva en donde le reimplantaron la mano a un hombre de 28 años que se la habían amputado con un machete durante una riña que se registró ayer en el barrio Santa Isabel de Tuluá.El procedimiento quirúrgico, que se demoró ocho horas, fue coordinado por el reconocido médico cirujano plástico, Francisco Villegas. Según el médico Sebastián Alfredo Enríquez, auditor del Hospital Tomás Uribe Urbe, el paciente sufrió una amputación traumática de su mano izquierda, a la altura de la muñeca, que quedó sostenida por un centímetro de piel aproximadamente.Asimismo, indicó que para realizar este procedimiento requirió de un microscopio especial y de mucha paciencia para hacer las uniones de las venas y las arterias.Esta es la cuarta cirugía de este tipo que se realiza en ese centro hospitalario, en menos de dos años.El paciente había llegado a la sección de urgencias del Hospital Tomás Uribe hacia las 7:30 a.m. y luego de estabilizarlo fue conducido a la sala de cirugías en donde los médicos, Francisco Villegas y Sebastián Henríquez, realizaron el complicado procedimiento quirúrgico logrando la reconstrucción del miembro superior izquierdo. Según Luz Piedad Cortés, lo único que alcanzó a dialogar con su hijo, antes de la operación fue, “que lo perdonara, que el doctor le había dicho que queriendo Dios él le salvaba la mano, porque se la cortaron completamente”.Asimismo, la mujer indicó que todo fue tan confuso en el momento en que sucedieron los hechos, pues su hijo, Alexánder Andrade Cortés, fue atacado mientras se dirigía a su trabajo. “No sé exactamente que fue lo que pasó”, manifestó Luz Piedad.Sin embargo, se especula que a este hombre le cortaron la mano cuando intentó despojar de sus pertenencias a un ciudadano.Después del Hospital Evaristo García, Tuluá es la segunda ciudad en el Valle del Cauca en donde se realizan esta clase de procedimientos quirúrgicos, más conocido como anastoplasia, que consiste en unir pequeños vasos sanguíneos, tendones y huesos, dentro de una compleja cirugía reconstructiva en las cuales el doctor Francisco Villegas ha tenido éxito en los últimos años.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad