Bomberos del norte del Valle del Cauca, en emergencia por falta de recursos

Bomberos del norte del Valle del Cauca, en emergencia por falta de recursos

Septiembre 06, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Mónica Garzón Valencia, reportera CartagoHoy.
Bomberos del norte del Valle del Cauca, en emergencia por falta de recursos

Esperando recursos para la compra de automotores nuevos se quedaron los bomberos del Norte. Aseguran que Colombia Humanitaria no giró recursos que son necesarios para antender una nueva ola invernal.

Los organismos de socorro también se declaran en este situación por falta de herramientas de trabajo. De llegarse a presentar una fuerte ola invernal, como la que anuncia el Ideam, muchos de ellos tendrían serios inconvenientes para atender las inundaciones.

La mayoría los reconoce como los encargados de extinguir incendios, sin embargo, su labor va más allá de soportar las altas temperaturas. Siempre están prestos para atender todo tipo de emergencias, desde un gato en el tejado hasta catástrofes naturales, y aunque su trabajo es indispensable para la comunidad, el apoyo que reciben es mínimo.Esta es la difícil situación por la que atraviesan los bomberos del norte del Valle. Falta de implementos para atender emergencias, maquinarias que ya cumplieron su vida útil y peticiones que se han quedado en el papel son el común denominador de una labor voluntaria que aunque lleva años de tradición, es poco respaldada por los gobiernos de turno.Ad portas de una nueva temporada de lluvias, que según el Ideam estará por encima de lo normal, los organismos de socorro lanzan un S.O.S, ya que de las ayudas de la pasada ola invernal no recibieron recursos.Así lo asegura el presidente de la Asociación de Bomberos del Valle, capitán Antonio José Victoria. “Este año presentamos un proyecto a la secretaría de Gobierno Departamental por valor de $2.020 millones que ésta presentaría a Colombia Humanitaria, pero todo parece indicar que el proyecto nunca salió de la Gobernación”, aseguró.En dicho proyecto estaban incluidos los 51 cuerpos de bomberos del Valle que solicitaban recursos para la compra de suministros destinados a atender emergencias invernales, tales como motobombas, camionetas, plantas eléctricas, uniformes, entre otros; la ola invernal pasó, pero estas ayudas no llegaron.“Nos sorprendió que hace 15 días, en una reunión en Infivalle a la que asistieron representantes de Colombia Humanitaria, nos respondieron que no habían recibido ningún proyecto y que por tanto no habría recursos”, comentó el capitán Victoria.Tal como lo pudo constatar CartagoHoy en un reporte publicado por Colombia Humanitaria, en su página web, este fondo explica cuánto dinero fue destinado a los organismos nacionales (ver recuadro) y en éste no aparece un rubro para los bomberos en el país.Situación actualCon las botas puestas. Así están los bomberos del Norte de cara al fuerte invierno que se presentaría en el departamento en los últimos meses del año. Sin embargo, aunque la voluntad es desbordada, todo parece indicar que será difícil, dada la falta de herramientas.En Versalles, por ejemplo, carecen de ciertos equipos para atender urgencias, tales como tramos de mangueras, radioteléfonos, botas, gasolina para abastecer las motobombas y los propios vehículos.“Es una situación complicada, en la pasada temporada nos tocó comunicarnos casi por señas, porque no teníamos elementos para este fin y así es muy difícil atender eventualidades”, aseguró la bombero Martha Isabel Osorio.A los de Roldanillo les faltan motobombas y dineros para dotar a los voluntarios que ingresarán este año a la institución, ya que por lo menos cada uniforme tiene un costo de $2.500.000.“En este tipo de calamidades lo que más se agota es el combustible; afortunadamente la comunidad responde y se vuelca a ayudar”, dijo el comandante Rodrigo Jiménez.Pero si por esos municipios llueve, por otros no escampa. Es el caso de El Águila, donde los bomberos son el único organismo de socorro que hace presencia. “No tenemos equipo para hacer entradas forzadas, ni autocontenidos, ni plata para combustible”, expresó a su vez el subteniente Germán Alberto Marín.Caso similar ocurre en La Unión, en donde la sede de la entidad tiene problemas con la dotación para cada unidad, según indicó su capitán, Eduar Fierro Peña. “Lo único que nos llegó este año fueron $500.000 para comprar botas de caucho, pero eso es muy poco”.Por su parte, en la Villa de Robledo, una de las motobombas utilizada en la pasada ola invernal ya terminó su vida útil y ahora están en la búsqueda de recursos para reemplazarla, ya que es indispensable para atender inundaciones, que son el gran problema de este municipio en invierno.Con lo anterior podría pensarse que el ánimo de estos valerosos hombres y mujeres va en declive. Sin embargo, ni los escasos recursos frenan la pasión con la que cada uno se entrega durante una emergencia para ayudar a otros.“Así y todo estamos dispuestos a ayudar, y con las herramientas que contamos atenderemos los casos que se presenten”, agregó el capitán de bomberos de Cartago, Rodrigo Delgado.Sobretasa de bomberos Desde 1996 los bomberos del país reciben recursos a partir de las sobretasas o recargos a los impuestos de industria y comercio, circulación y tránsito, demarcación urbana, predial, telefonía móvil o cualquier otro impuesto de nivel territorial, con el fin de financiar sus actividades.En algunos municipios los recursos son mayores, mientras que en otros resultan insuficientes. Todo, porque mes tras mes los gastos y costos administrativos superan la cuantía recibida por la sobretasa.Tal es el caso de la estación de Roldanillo, que a la fecha está recibiendo los dineros de la sobretasa con un mes de mora. “Para este año tenemos presupuestado recibir $140.000.000 y aunque ya nos han entregado gran parte de esos recursos, esto no nos alcanza para cubrir todos los gastos”, dijo el capitán Rodrigo Jiménez Guzmán, comandante de Bomberos de ese municipio.Para lograr superar el déficit es común que estos organismos de socorro acudan a otras actividades, como venta de boletas, alquiler de parqueaderos o casetas, prestación de servicios como el de ambulancia o recargas de extintores.“Terminaremos el año sí, pero no con solvencia. Hace nueve años recibimos prácticamente la misma plata, los ingresos no suben, pero los gastos sí”, agregó, por su parte el capitán Rodrigo Delgado.Para su estación los gastos anuales son de $800.000.000, de los cuales el 50% es cubierto con la sobretasa bomberil, el resto es gestionado con actividades particulares para las cuales no fueron creados estos organismos, pero que en épocas de recesión son la única opción.Este es el panorama con el que se encontró CartagoHoy en el Norte: los bomberos están en emergencia.Colombia HumanitariaEntre el 29 de diciembre de 2010 y el 7 de julio de 2011 la Junta Directiva del Fondo Nacional de Calamidades - Subcuenta Colombia Humanitaria, aprobó 2 billones 356 mil 032 millones de pesos, priorizados para la ejecución de proyectos que garantizaran el restablecimiento de las condiciones económicas, sociales y ecológicas de la población damnificada en todo el país, al igual que el fortalecimiento institucional de dichas entidades.Este presupuesto está representado en 26 convenios con entidades nacionales (Acción Social, Dane, Ministerio de Educación, Ministerio de Agricultura y Desarrollo Territorial, Cruz Roja Colombiana, Ministerio de Cultual, Ideam, Ministerio de Ambiente Vivienda y Desarrollo Territorial, Federación Nacional de Cafeteros, Invías, Aeronáutica Civil, Defensa Civil, Ejército, Armada, Policía, Ministerio de Protección Social, Igac, Inco, Icbf, Cooperación Internacional) por un valor de 2 billones 284 mil 230 millones de pesos, más 71 mil 802 millones de pesos girados a la Dirección de Gestión del Riesgo.Fuente: Colombia Humanitaria

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad