"Los cimientos de la paz ya fueron aprobados": Ministro del Interior

"Los cimientos de la paz ya fueron aprobados": Ministro del Interior 

Junio 25, 2017 - 09:55 p.m. Por:
Argemiro Piñeres / Colprensa
Guillermo Rivera, ministro del Interior

Guillermo Rivera, ministro del Interior.

Foto: Colprensa

Lo joven no le quita lo experimentado ni lo conocedor del tema, es por eso que Guillermo Rivera, el recién estrenado Ministro del Interior, le sonó la idea de darle posesión al segundo funcionario de ese despacho, el viceministro de las relaciones políticas, Héctor Olimpo Espinosa Olier, en un acto en pleno centro de Sincé, Sucre. El hecho le da un toque de lo que será su gestión, un ministerio político pero también con el foco en lo regional.

Aunque Rivera ha estado desde hace más de un año cercano a la agenda legislativa y, claro, a la creación y gestación del ‘fast track’, asumió sus funciones en un momento complejo: el cierre de las sesiones ordinarias del Congreso, en donde la discusión de las reformas de paz se hicieron más difíciles de aprobar.

Con ese reto por delante, con los temas claros que debe liderar en los próximos meses, el ministro Guillermo Rivera habló con Colprensa para hacer el balance y explicar cómo se tramitará esa agenda del próximo periodo para cerrar la consolidación de los acuerdos políticos con las Farc.

¿Satisfecho el Gobierno Nacional con lo logrado a través del ‘fast track’ en sus primeros seis meses?

Estamos muy satisfechos, el balance es muy positivo, creemos que las estructuras, los cimientos del edificio de la paz ya fueron aprobados normativamente hablando. Nos faltan los acabados de pintura y carpintería, que son las normas que el Congreso, muy seguramente discutirá y aprobará desde el 20 de julio, los cimientos de la paz en cuanto a las normas de la misma ya fueron aprobados.

Pasó la Justicia Especial para la Paz (JEP) en su creación, pero se enredó en su reglamentación, ¿por qué?

No se enredó, lo que pasó fue que una semana antes de terminar la legislatura aún no habían designado ponentes en la Comisión Primera del Senado y calculamos que así lo hicieran ya no alcanzábamos a darle ni siquiera un debate, por eso lo más conveniente fue solicitar el retiro y aprovechar para incorporar algunas normas de carácter procesal, que creemos es mejor añadirle a esta iniciativa. Con eso nos ahorraremos presentar otro proyecto de ley y lo que hacemos ahora es volver a presentar el proyecto de ley estatutario de la JEP con las nuevas normas.

Los cambios a los proyectos del ‘fast track’, más de 100, fueron calificados por la oposición como mentiras, ¿eso es cierto?

Me parece que como todo lo de la oposición de derecha que tiene el gobierno, es una mentira tras otra. Dijeron que el ‘fast track’ lo que hacía era impedir la discusión, la deliberación parlamentaria. Pero quienes, como los medios que presencian lo que ha habido en los debates de las leyes y las reformas constitucionales, pueden dar fe que ha existido una profunda deliberación.

No hay partido político que no haya intervenido en esos debates, no hay congresista que haya pedido el uso de la palabra y no se le haya dado para expresar todo lo que piensa sobre estas reformas, de tal manera que en el ‘fast track’ lo que ha habido es una extensa y profunda deliberación.

Han sido más de 120 proposiciones que se han acogido por el Gobierno y hacen parte de los textos de la Constitución o de las leyes que fueron debidamente aprobadas. Decir que el ‘fast track’ ha coartado la deliberación parlamentaria es una gran mentira.

¿El fallo de la Corte Constitucional, que modificó el ‘fast track’,le dificultó al Gobierno la aprobación de los proyectos?

Después del fallo de la Corte Constitucional se han aprobado en primer debate el proyecto de circunscripciones especiales de paz, en primer debate en comisiones conjuntas se aprobó el proyecto de ley que permite a la Unidad Nacional de Protección incorporar a su planta de personas a desmovilizados de las Farc y presten servicios de escolta; se aprobó en su primer debate en el Senado (tercer debate), el acto legislativo que modifica el sistema de regalías; por lo tanto no obstante las nuevas reglas después del fallo el Congreso ha seguido aprobando los proyectos.

¿Pero sí se han dificultado temas como la creación de las circunscripciones de paz, que no pudo ser aprobado en su totalidad?

No se ha dificultado el trámite de las normas, quizás la velocidad va a ser menor con los procedimientos que quedaron establecidos luego del fallo, pero se han seguido aprobando. Podemos decir es que será más lento, pero las mayorías parlamentarias están ahí y las tenemos para aprobar los proyectos que hacen parte de la implementación normativa de los acuerdos de paz.

El martes esas mayorías no estuvieron o no quisieron aprobar esa reforma de las circunscripciones ¿si están consolidadas?

Ese día en la plenaria se votó el informe con que termina la ponencia y fue aprobado, ese informe es la expresión del Congreso de querer darle trámite a este proyecto, lo que pasa es que esta reforma tiene connotación electoral y cada quien en el Congreso tiene una idea y una interpretación, algunos senadores se preguntaban por qué estaba uno u otro municipio, por qué se abarcaban territorios muy grandes. Queremos buscar unas fórmulas de consenso que nos permitirán después del 20 de julio aprobar el proyecto.

¿Le preocupa el anuncio del Centro Democrático de llevar proyectos para reformas las normas de paz?

No nos preocupa porque el Centro Democrático es una minoría y como minoría tiene derecho a llevar sus iniciativas, pero para aprobar un proyecto en el Congreso se necesitan mayorías y ellos no lo son.

¿Cree que la Unidad Nacional se va a mantener hasta el 7 de agosto del 2018 o se romperá por intereses políticos antes y más con los temas de paz aún pendientes?

Estoy absolutamente seguro de que se va a mantener porque la Unidad Nacional refrendó los acuerdos de paz, la Unidad Nacional aprobó una reforma constitucional que introdujo a la Carta Política el compromiso de cumplir de buena fe lo acordado y ese compromiso abarca a la totalidad de las instituciones y eso hace que el Congreso tenga una responsabilidad. Creo que con esas mayorías no serán inferiores a ese reto y compromiso adquirido.

Cambio Radical está cambiando su discurso y apoyo en los temas de paz...

Cada partido tiene observaciones frente a los diferentes proyectos, no sólo Cambio Radical; la U ha expresado inquietudes, los conservadores igual, algunos parlamentarios liberales, eso es natural que tengan ideas y desean enriquecerlos, eso para mi no es un obstáculo ni debe ser leído de cara al debate electoral del próximo año.

¿Cuáles son los proyectos claves del ‘fast track’ en la legislatura que arranca el 20 de julio?

Todos son clave, pero el más importante es la ley estatutaria de la JEP porque la reglamenta, además esta ley permite que comience a funcionar. También es muy importante la reforma política, porque construir una paz estable y duradera pasa por una reglas de juego electoral que amplíe la democracia, que ofrezcan mayores controles a la financiación y para que la gente tenga la idea de que instituciones tienen mayor legitimidad.

En tercer lugar estaría la ley de tierras, el origen del conflicto armado en Colombia es rural, por eso es importante hacer reformas que permitan una mayor democratización en el acceso a la tierra, una mejor prestación de los servicios del Estado en las zonas apartadas. También es importante la ley de garantías para la participación ciudadana.

Hay un proyecto sobre penas diferenciales. ¿Cuál es?

Es aquel que establece un régimen penal diferenciado para los campesinos que tengan pequeñas extensiones de cultivos de uso ilícito, no se puede sancionar penalmente de la misma manera a los grandes narcotraficantes, a los dueños de los laboratorios, a los que se encargan de llevar la droga a los mercados internacionales, que a los campesinos que tienen unas pequeñas extensiones de cultivos de uso ilícito y que quizás lo han hecho porque no han tenido otro tipo de alternativas económicas. Ese régimen penal diferencial es muy importante porque, entre otras cosas, esto va de paralelamente a los programas de sustitución de cultivos ilícitos.

¿Les faltó diálogo al interior del gobierno para que se tenga que objetar tantas leyes por temas económicos, como ya se dijo que va a hacer el Gobierno?

Ese es un asunto del ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, porque las razones que se han esgrimido son de naturaleza fiscal y entiendo que él envió a las comisiones respectivas sus preocupaciones fiscales.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad