"Lamentamos que al uribismo le duela que sea Santos el que consiga la paz": Cristo

Junio 21, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Argemiro Piñeros Moreno | Colprensa

El ministro del Interior, Juan Fernando Cristo.

El ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, habló sobre los dos años que cumplió en el cargo y de los proyectos que le darán estabilidad jurídica al proceso de paz, los cuales pasaron en el Congreso.

Juan Fernando Cristo se aproxima a cumplir dos años en el cargo de ministro del Interior, tiempo durante el cual ya sacó adelante dos periodos legislativos del Congreso, en los cuales ha contado con la suerte que la mayoría de las normas pedidas por el gobierno se aprueben, en especial todo lo relacionado con el proceso de paz.

Al hacer una balance de estas reformas constitucionales y leyes tramitadas y aprobadas en el último año, Cristo sostiene que en las mismas están los mecanismos para lograr la paz para los colombianos, y lamenta que las mismas no sean compartidas por la oposición del Centro Democrático.

Asegura que en la campaña por el plebiscito serán los colombianos en las urnas y no en unas planillas de firmas los que digan si están o no con los acuerdos de La Habana, dice además que no se acogerá la petición del procurador Alejandro Ordóñez de imponer la ley de garantías que frena el gasto público durante la campaña.

¿Cuál es su balance de la legislatura que acaba de terminar?

El balance es muy positivo, se cumplió prácticamente toda la agenda del gobierno nacional, como también se avanzó en leyes de parlamentarios convenientes para el país. Entre las leyes que salieron estuvieron la que prorrogó la vigencia de la Ley 418 y modifica la ley de orden público para la creación de las zonas de ubicación temporal para el desarme de las Farc; el acto legislativo para la paz que fue una prioridad del gobierno.

Está también el Código de Policía, la ley de Licores que modifica el esquema impositivo de los mismos en el país, el estatuto de ciudadanía juvenil. Queda pendiente sólo el último debate de la ley de licores. Proyectos como el Código de Policía llevaban más de diez años pendiente de la aprobación, muchos intentos pero fue aprobado finalmente.

¿Satisfecho con el paquete legislativo de la paz?

Lo importante es el paquete legislativo para la paz, la modificación de la ley de orden público, el plebiscito y el acto legislativo para la paz con lo cual terminamos de construir las bases de la arquitectura constitucional y legal que va a permitir la firma de los acuerdos de paz y su refrendación.

¿Muy difícil fue haber logrado la aprobación del acto legislativo de paz, en especial por la confrontación con el uribismo?

Se hizo un debate muy afondo, eso fue lo importante, el Congreso asumió su compromiso con la paz, reiteró la confianza que ha tenido este Congreso en el liderazgo del presidente Juan Manuel Santos para ponerle fin al conflicto armado que vive Colombia. Era claro que un acto legislativo de esa trascendencia, que va a permitir blindar jurídicamente los acuerdos de paz de La Habana, iba a tener en la segunda vuelta los debates que tuvo.

El texto como salió surge de un amplio consenso del cual participaron prácticamente todas las fuerzas políticas del país con excepción del Centro Democrático que se opuso desde el comienzo de la iniciativa.

¿La preocupa la estrategia que ha asumido el Centro Democrático, el abucheo en la plenaria, las firmas, el no a los acuerdos?

Una vez se firmen los acuerdos de La Habana van a quedar al descubierto todas las mentiras, todas las falsedades, todas las distorsiones en las que ha incurrido lamentablemente la oposición prácticamente desde que comenzó el proceso de paz, por eso a mi no me preocupa porque la campaña para el plebiscito va a permitir que se divulgue la totalidad de los acuerdos. La gente cuando se entere antes de ir a las urnas va a entender y comprender que lo único que hicieron fue distorsionar la dimensidad de los acuerdos e inventar rumores. Preocupa que se ejerza así la oposición, preocupa el ambiente de radicalidad, de polarización que quieren generar en la sociedad colombiana.

El martes pasado en la plenaria del Senado no querían que ni que el gobierno defendiera los acuerdos de paz, pero eso hará parte de la campaña, esperamos que se pueda hacer en un tono más moderado y pacífico.

¿Apenas hay unos movimientos de campaña, hoy el gobierno le reitera a la oposición todas las garantías?

Nosotros lamentamos que al Centro Democrático le duela que sea el presidente Santos el que va  conseguir la paz para todos los colombianos, no le debería doler a ningún colombiano. Queremos invitar al Centro Democrático, si esa sigue siendo su posición, a que participe en el plebiscito, va a tener todas las garantías que ordena la ley del plebiscito, todo el acceso a medios para defender sus posiciones.

Es muy importante medir o no el respaldo al proceso de paz en votos, no se puede engañar a los colombianos con una supuesta recolección de firmas que nadie revisa y saben de dónde salen. Los colombianos tendrán la última palabra, pero no en una planilla de firmas sino en las urnas.

¿El gobierno acogerá la propuesta del procurador Alejandro Ordóñez de aplicar la ley de garantías durante la campaña del plebiscito?

Es que las garantías están contempladas en la ley general como también en la ley de plebiscito, me parece que es una propuesta que no cabe en este momento en la medida que no se puede cambiar una ley especial, entre otras cosas porque no es necesaria. El talante de este gobierno el país lo conoce, reconoce los derechos de las garantías.

¿Cómo garantizar que la comisión instalada para estudiar la forma en que se implementarán los acuerdos políticos de La Habana no quede en una comisión más?

Para eso tenemos el procedimiento legislativo especial que va a permitir, en un procedimiento muy rápido, adoptar reformas constitucionales y leyes que requiere el sistema electoral y político colombiano desde la aprobación de la Constitución de 1991 y que han sido permanentemente aplazadas, como un nuevo código electoral, un estatuto de la oposición, un régimen de partidos más democrático, una mayor participación ciudadana, son temas que vamos a estudiar en esa comisión en donde están todos los partidos políticos, con excepción del Centro Democrático.

Esperamos que una vez se firmen los acuerdos de paz se vinculen a esta mesa de los partidos los voceros o delegados de las FARC con el fin de construir entre todos el paquete constitucional y legal para desarrollar el punto dos, que sólo será presentado una vez se refrenden los acuerdos de paz. Ninguno de los instrumentos previstos en el acto legislativo para la paz se activará si antes los colombianos no han ido a las urnas a expresar su apoyo a los acuerdos de paz de La Habana.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad