Gobierno cambiará el equipo negociador con ELN tras renuncia de Restrepo

Gobierno cambiará el equipo negociador con ELN tras renuncia de Restrepo

Diciembre 04, 2017 - 11:45 p.m. Por:
Agencia EFE y Colprensa
El jefe negociador del Gobierno en los diálogos con el ELN, Juan Camilo Restrepo

El jefe negociador del Gobierno en los diálogos con el ELN, Juan Camilo Restrepo (i), y quien renunció ayer, con del líder del equipo de la guerrilla, ‘Pablo Beltrán’, durante una jornada de negociación.

Agencia EFE

El presidente Juan Manuel Santos anunció ayer que renovará el equipo negociador en los diálogos con la guerrilla del ELN, incluido el jefe de la delegación, Juan Camilo Restrepo, quien dejará el cargo.

Santos se refirió al asunto horas después de que Restrepo dijera en Caracol Radio que renunció al puesto de jefe negociador de los diálogos que desde febrero pasado se llevan a cabo en Quito y cuyo principal logro hasta ahora es un alto el fuego bilateral en vigor hasta el próximo 9 de enero.

“Vamos a renovar el equipo y a continuar el proceso con el ELN, para ver si podemos reanudar el cese al fuego y continuar con la negociación de la agenda que ya tenemos establecida”, dijo el Presidente.

Lea también: Juan Camilo Restrepo pidió ser relevado del cargo de jefe negociador con ELN

Al referirse a los avances de los diálogos de paz entre su gobierno y esa guerrilla, el Mandatario sostuvo que Restrepo ya le había anunciado que renunciaría al cargo.

“Me había dicho ya hace mucho tiempo que, por razones personales, por necesidades de la familia, él tenía que retirarse al final de año, al final de este ciclo que terminó el viernes pasado”, precisó Santos.

Restrepo, quien estará en el cargo hasta el 8 de enero, dijo ayer que le pidió al Presidente que lo releve de su puesto porque su “ciclo al frente del equipo negociador con el ELN se está cerrando” y agregó que hay un mes para el empalme con su reemplazo.

El retiro se da, según Restrepo, para atender asuntos personales y profesionales. “Yo hago parte de un Tribunal de Arbitramento en la Cámara de Comercio de París y eso va a tener una intensificación en sus trabajos en el primer trimestre del año, por lo que necesitará de mi atención y permanencia en Bogotá”, explicó, tras negar que su salida obedezca a inconformidades con supuestas mesas paralelas en Quito.

Santos indicó que, tras la conclusión de un nuevo ciclo de diálogos el 1 de diciembre, es necesario “negociar, de aquí al 9 de enero, la prolongación del cese al fuego bilateral”: “De manera que el relevo de ese equipo no significa que no continúe el proceso. Todo lo contrario”.

Al conocer el anuncio de la salida de Restrepo y los cambios que habrá en el equipo negociador, el ELN reaccionó a través de Twitter:

"Esperamos que la renovación del Equipo del Gobierno llegue con nuevos impulsos y dinámicas que permitan el avance de la agenda pactada el 30 de marzo de 2016. Nuestra voluntad como ELN sigue intacta. Compartimos Comunicado: Alivios humanitarios y Diálogo Nacional”.

Implicaciones de la salida

Para Jhon Marulanda, experto en seguridad, la salida Restrepo, junto con la amenaza de esa guerrilla de no seguir con el cese al fuego, es un indicio de que las cosas no están bien en Quito. “Esto se suma a las denuncias del fiscal Néstor Humberto Martínez en las que afirma que el ELN ha aumentado notoriamente su vinculación con el narcotráfico”, afirmó.“Con las declaraciones del ELN, la salida de Restrepo y las evidencias de la Fiscalía, las negociaciones están en un escenario complicado. Yo no diría que en un grave riesgo, porque el Gobierno ha puesto todo su empeño en lograr un proceso de paz con esta guerrilla, pero sí veo las negociaciones difíciles”, indicó el analista.

Para él, este grupo guerrillero debe dejar de amenazar al Gobierno y el Presidente debe tener menos contemplación en el tema de seguridad con él.

El politólogo Mauricio Jaramillo cree que es difícil saber qué va a pasar con la salida de Restrepo. “Esto tendría dos implicaciones: Una positiva y una negativa. La positiva es que puede haber oxígeno en el equipo negociador del Gobierno. Si se mira así, esta decisión puede significar el deseo de flexibilizar posturas”, manifestó.

En lo negativo, dijo Jaramillo, está el hecho de que cuando estos cambios suceden, en general, hay inestabilidad en las negociaciones: “Uno puede presumir que hay disensos importantes entre los negociadores. Y esto le podría restar legitimidad al Gobierno”.

Pero el analista Enrique Serrano piensa que la salida del jefe negociador no es señal de que las cosas vayan tan mal en Quito, sino que es una estrategia electoral.

“Todo lo que hace el Gobierno lleva una intención electoral. En su momento, seleccionar a Juan Camilo Restrepo como jefe negociador también lo fue. Y ahora lo es su salida. Lo que quieren es tener resultados mucho más rápidos y eficientes en la negociación con el ELN antes de las elecciones presidenciales”, dijo.

Agregó que lo que busca el Jefe de Estado no es debilitar la negociación, sino acelerar el proceso. “Ahora, eso dependerá de quién será designado como nuevo jefe negociador. Seguramente buscarán a alguien con más afinidad y vínculo con el ELN, porque Juan Camilo demostró no tenerlos y no conocer suficientemente el lenguaje de ellos”, concluyó.

Balance

La Delegación de Paz del ELN, en un balance de los diálogos, denunció que si bien en los dos meses del cese el fuego bilateral se han registrado “alivios humanitarios” en las zonas de confrontación, también “se han presentado graves hechos que ponen en riesgo su continuidad”.

Se refirió a hechos en los que culpan a la Fuerza Pública de violar el cese el fuego y lamenta de que no se hayan concretado acuerdos humanitarios para el Chocó.

El ELN mostró la intención de mantener el cese el fuego en el quinto ciclo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad