Tocará esperar

Tocará esperar

Diciembre 02, 2015 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

El final estaba anunciado. Las finanzas del Hospital de Cartago no aguantaron, el servicio colapsó y la Superintendencia de Salud comenzó su liquidación. Es el resultado de muchos años de malas administraciones, de la poca gestión para recuperar su cartera y la indiferencia de los gobiernos Nacional y Departamental para rescatarlo del clientelismo y la politización. Ahora, para liquidarlo se requieren $36 mil millones y que la Gobernación, como administrador de la estructura física, nombre a un nuevo operador.Mientras eso ocurre, son los habitantes de Cartago y del norte del Valle los damnificados que ven el riesgo de que sus requerimientos en salud nos sean atendidas a tiempo.Un problema en el que está toda la Red Hospitalaria del Valle y que deberá asumir la nueva gobernadora.

VER COMENTARIOS
Columnistas