Tierra de nadie

Noviembre 12, 2015 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

La Urbanización Potrero Grande, construida para reubicar a las familias que vivían en el jarillón del río Cauca, parece ser tierra de nadie.Desde hace tres meses, sus habitantes son extorsionados por pandilleros que cobran entre $15.000 a $50.000 para ‘proteger’ las viviendas o negocios.Lo peor es que quienes se resisten a pagar han sido víctimas de dos asonadas en las que saquean y destruyen sus casas. Entendiendo la labor de la Policía y las movilizaciones del Municipio para ofrecer oportunidades de empleo y desarrollo, es inaceptable que Potrero Grande siga siendo un escenario de conflicto y que no sea posible evitar la violencia de las pandillas que azotan al sector.A los habitantes de esa zona hay que garantizarles la seguridad y ayudarlos a superar los problemas sociales que padecen.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad