¡Sorpresa!

Diciembre 24, 2014 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

Una semana después de que el presidente de Estados Unidos, Barack Obama diera a conocer la reanudación de las relaciones diplomáticas con Cuba, el secretario general de la Organización de Estados Americanos, OEA, se dio por notificado. Menos mal el señor José Miguel Insulza ya se dio cuenta de que empezó el proceso para enmendar uno de los grandes errores en la historia de América y celebró este acercamiento.Ahora, Insulza deberá reconocer que pese a que Cuba fue suspendida de la OEA por su apoyo a la subversión en América Latina, no fue expulsada de este organismo. Eso significa que si todo se produce como debe ser, Cuba deberá volver en el corto tiempo a ejercer con pleno derecho como miembro de la entidad que representa el chileno.Ojalá ahora que el señor Insulza se dio por enterado del hecho no lo tome por sorpresa la llegada de los Castro a su recinto.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad