¡Sí se pudo!

¡Sí se pudo!

Mayo 28, 2012 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

Luego de un inicio lleno de errores y malos resultados, y tras superar la crisis que le produjo eliminaciones sucesivas, el Deportivo Cali logró ayer clasificar de manera agónica a las semifinales del torneo de fútbol colombiano. El hecho merece un reconocimiento especial, porque fue el producto de una campaña dura y no exentas de sinsabores. Y se produce cuando el equipo está pendiente de una sanción dura, ante los desmanes protagonizados por algunos bárbaros que hacen parte de las lamentables ‘barras bravas’. Así, el Cali será el representante del Valle en la máxima liga del balompié colombiano, en tanto que el América se clasificó como el primero de la división B. Ayer, en el Estadio Pascual Guerrero se demostró que el fútbol en Cali sí se puede disfrutar en paz y sin la zozobra del vandalismo que tiene al equipo clasificado al borde de una sanción cuyas consecuencias serán graves para sus finanzas.

VER COMENTARIOS
Columnistas