Salida urgente

Octubre 11, 2010 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

La escasez de cupos que enfrenta Cali para recibir a los menores de edad que cometen delitos necesita una solución definitiva.Que puede estar en la propuesta del Alcalde y el Gobernador de remodelar y habilitar la antigua cárcel del Buen Pastor para albergar a los menores infractores, una salida que requiere de paciencia.Pero mientras se realizan las obras y se adelantan los convenios, hay que encontrar un remedio transitorio.La ciudad no puede seguir hacinando en las estaciones de Policía ni en los pasillos de los centros judiciales a los menores que delinquen.Ese el producto de la mala aplicación que se le ha dado la Ley para la Infancia y la Adolescencia, promulgada en el 2006.Si tanto el Gobierno Nacional como el Gobierno Local hubieran realizado las inversiones que se requerían para construir y adecuar centros de rehabilitación y resocialización para los menores infractores, Cali no estaría hoy pasando por esta situación.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad