Protesta y política

Protesta y política

Marzo 15, 2012 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

El día del ‘no tanqueo’ que se realizó el lunes en Colombia deja grandes inquietudes que superan la discusión sobre la cantidad de personas que participaron en la protesta.Primero es el rechazo a una actuación monopolista del Gobierno, que es el dueño de la producción de combustibles, abusa de su autonomía para fijar los impuestos y decide los incrementos con fórmulas alejadas de la realidad.Los colombianos sienten que al actuar como lo hacen con los combustibles los gobiernos piensan más en sus ingresos que en las necesidades del país.La segunda, es que el rechazo que causa el alza permanente en el precio de los combustibles no puede ser usada para hacer política, como pretendieron congresistas de Mira y el senador Luis Fernando Velasco, quienes trataron de capitalizar la protesta. Las decisiones sobre los precios de los combustibles afectan a toda Colombia, y no pueden ser usadas para hacer política o para engrosar el erario aprovechando el monopolio del Estado.

VER COMENTARIOS
Columnistas