No se olvidarán

Junio 18, 2010 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

Colombia no olvida a los once diputados del Valle, asesinados por las Farc el 18 de junio de 2007 luego de sufrir durante cinco años la ignominia del secuestro.El plagio, vivo aún en la mente de los vallecaucanos, se produjo mientras le prestaban sus servicios a la región.Fueron arrancados del recinto de la Asamblea, en un hecho que no puede volver a ocurrir en el país.Su muerte fue un acto de barbarie, producto de la irracionalidad de esa guerrilla, que aprovechó primero su secuestro para tratar de extorsionar a la Nación y luego quiso jugar con la devolución de sus cuerpos.El único sobreviviente de la tragedia, Sigrifedo López, liberado un año después de la masacre, es testigo de los vejámenes a los que se les sometió y de un crimen que no tiene explicación.El capítulo del asesinato de los diputados del Valle nunca puede olvidarse. El Valle y Colombia aún esperan que sus responsables sean castigados.

VER COMENTARIOS
Columnistas