Medida absurda

Agosto 25, 2011 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

El voto en blanco es la alternativa para aquellos ciudadanos que, sin dejar de ejercer su derecho a sufragar, desean sentar una protesta contra unos candidatos que no llenan sus espectativas.Por eso no se puede aceptar que ahora se convierta en un medio para que avivatos se enriquezcan con recursos públicos.La reforma política recientemente aprobada abrió esa peligrosa puerta al concederle a los grupos de ciudadanos y movimientos políticos la posibilidad de inscribir el voto en blanco como si fuera un aspirante más.Elllo implica entre otras cosas que puedan recibir recursos producto de la reposición de votos.La medida supuestamente busca darles garantías a los promotores del voto en blanco, pero de ninguna manera se puede recompensar a los oportunistas que recurran a ella para lucrarse.Disposiciones tan absurdas sólo contribuyen a convertir los procesos electorales en un negocio y a desangrar las arcas del Estado.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad