El robo a San Antonio

Abril 24, 2013 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

El tañido de campanas que convoca diariamente a misa en la Capilla de San Antonio ya no suena igual.Sin saberse cómo, se robaron una de las tres campanas de la iglesia colonial: ni los 500 kilos de peso, ni la altura de la torre, ni la rejilla que la cubría fueron obstáculos para los ladrones.Más que un robo se trata de un sacrilegio hacia un patrimonio histórico y religioso de Cali, fabricado hace 200 años. ¿Quiénes y para qué se la robaron? Lo peor es que la hayan hurtado para aprovechar el cobre del que está hecha y que termine en manos de reducidores. Los esfuerzos ahora deben enfilarse a recuperarla, un asunto que no sólo le compete a la Policía, la cual debe explicar cómo se produjo el robo a escasos 50 metros de un CAI.Todos los caleños están llamados a colaborar para encontrar a los responsables, ubicar la campana y devolverla a San Antonio.

VER COMENTARIOS
Columnistas