El abuso

Febrero 13, 2012 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

Lo sucedido en el humedal de la Comuna 22 que terminó destruido porque se permitió que en él se depositaran escombros hasta taparlo por completo, tiene que ser investigado.El dueño de un predio no puede llegar a afectar un patrimonio natural con el argumento de que es propiedad privada.Las consecuencias del taponamiento del humedal comienzan por acabar con el hábitat de especies animales que, cómo lo ha denunciado el Dagma al conocer el hecho, tuvieron que irse al ver destruido su hogar.Más grave aún son las implicaciones que ese acto irresponsable puede tener para los habitantes de ese sector de Cali.Los humedales son reguladores naturales del agua en temporadas de lluvia y evitan las inundaciones.Por eso hay que descubrir quien permitió que el humedal se convirtiera en escombrera, sancionarlo y obligar a que lo recupere.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad