¡Bienvenidos!

Mayo 05, 2017 - 11:55 p.m. Por: Editorial .

Los caleños acompañarán vestidos de blanco el partido entre el Cortuluá y el Atlético Nacional, que se jugará en la tarde de hoy en el Estadio Pascual Guerrero.

Esa es su forma de manifestar que Cali es un territorio libre así como una ciudad en la que ante todo prevalece el espíritu deportivo.

Aquí no se aceptan las amenazas ni la violencia de las barras bravas a las que diferentes administraciones y la comunidad les han tendido la mano.

Pero que han preferido darle la espalda a las oportunidades de reconciliación y a los llamados para que acaten las normas que permiten la sana convivencia y la tranquilidad ciudadana.

Independientemente de los equipos de fútbol que jueguen en Cali y del resultado que se obtenga, partidos como el de hoy demuestran que el Pascual Guerrero es para el deporte que une y entretiene.

También es el anuncio de que las autoridades locales no se dejarán amedrentarán frente al chantaje de esos grupos y que están en capacidad de garantizar la seguridad en cualquier evento que se realice en Cali.

Asistir al Estadio y darles la bienvenida al Cortuluá y al Nacional a la capital del Valle, es la mejor forma de que la sociedad manifieste su rechazo a las amenazas de quienes han hecho de la violencia un argumento para ir al fútbol.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad