Andenes libres

Diciembre 13, 2012 - 12:00 a.m. Por: Anónimo .

El derecho al trabajo no se puede vulnerar, pero ejercerlo pasando por encima de las normas, obtasculizando la movilidad de vehículos y peatones, no se puede permitir.Es la situación que padece hoy el centro de Cali, donde el comercio informal ha inundado los andenes con la disculpa de que esta época de Navidad es en la que se generan mayores ingresos.Se puede entender que quienes viven de las ventas ambulantes quieran aprovechar el consumo de diciembre, pero esto no puede ser un argumento para que haya permisividad y se produzca el caos que afecta a las de por sí congestionadas calles del centro.Los andenes son espacios públicos, para la gente, no para acomodar improvisadas vitrinas que no tributan al Municipio y que afectan a comerciantes que sí se encuentran organizados. Las autoridades deben continuar con los operativos y dar a conocer una política de espacio público que sancione a los invasores de las calles.

VER COMENTARIOS
Columnistas