Arcángeles del No: Ur, Or y Pas

Arcángeles del No: Ur, Or y Pas

Octubre 12, 2016 - 12:00 a.m. Por: Santiago Gamboa

Es la santísima trinidad del No, el trío del No, pero no por eso los tres arcángeles, con sus espadas de fuego, son iguales. Lejos de serlo, aún si la causa del No les permite unirse de forma transitoria, por supuesto con el apoyo de las iglesias cristianas y evangélicas de Colombia que, dicho sea de paso, ameritan una digresión, pues decidieron quitarse el suéter gris, cambiarlo por el camuflado y salir a proteger sus intereses atacando el proceso de Paz, que para ellos equivale a combatir al malvado gobierno que les quiere cobrar impuestos, ¡qué desfachatez!, meterse con su platica ganada a punta de labia, sudando y manoteando con sus micrófonos inalámbricos, como si fuera fácil sacarle los pesitos a esas viejas que van a sus iglesias, no señor, y por eso, porque la pelea es peleando, le dijeron a sus creyentes que el proceso de Paz quería instaurar “un estado marxista, ateo y homosexual”, y que les iban a quitar las casas a los pobres para dárselas a las Farc, y por eso su rebaño, sobre todo sus burritos y sus mulas, accedieron a votar por el No, asustadísimos de que fuera obligatorio volverse homosexual en la Colombia pacificada que imaginaron para ellos nuestros ardidos pastores criollos. Pero volvamos a los arcángeles.Ur es un arcángel de ojos aparentemente tranquilos que echa fuego por la boca a pesar de su voz llorona de mulo que camina hacia el abismo. Sus atributos principales son la rabia, el deseo de poseer tierras y la venganza. Por eso se lo representa con una mini Uzi terciada, una ristra de bombas de mano, bandana en la frente al estilo Rambo, cuchillos en las botas y un cinturón de cargadores alrededor del pantalón camuflado. Debajo de la franela, en el pecho, lleva un relicario con la imagen del Divino Niño y una foto promocional del gran proyecto de sus hijos: la construcción de treinta centros comerciales en todo el país. Or es el arcángel gordo, de calzonarias, que representa la burocracia angélica y que hoy dirige uno de sus más brutales grupos de asalto. El mensaje de Or, sobre todo, es recordarles a los humanos que Dios, en realidad, no es justo. Es todopoderoso pero no es justo, lo que es normal en un mundo dominado por la gente poderosa. Si Dios fuera justo, ¿por qué tantos crímenes y accidentes naturales que provocan miles de muertos?, ¿tantos sacerdotes y adultos pederastas? Como Dios no es justo, el arcángel Or tampoco lo es y su deber en la Tierra es administrar la injusticia.El arcángel Pas, de bigotito cachaco, no usa faldellín ni camisa de orlas, sino bléiser azul marino, pantalón gris y mocasines burdeos con campanitas. Tiene como atributo recordarles a los humanos el pecado capital de la envidia, que en términos de Aristóteles se define como la “tristeza ante el bien ajeno”.La comunidad religiosa a través de la cual estos arcángeles se comunican con sus devotos es la Regia Cofradía del No, más conocida por su acrónimo, RCN, que a pesar de perder a diario en el rating continúa impávida y heroica con su campaña. Y hay que ver los buenos resultados. Gracias a ellos afortunadamente ganó el resentimiento, como pudo comprobar aterrado el resto del país, pero ellos no piensan detenerse porque el objetivo siguiente, el que de verdad les importa, es que la música de los cañones vuelva a ser la melodía de fondo de nuestra vida.Sigue en Facebook Santiago Gamboa - club de lectores

VER COMENTARIOS
Columnistas