Y sobornaron a los Ñoños

Y sobornaron a los Ñoños

Agosto 01, 2017 - 11:45 p.m. Por: Poncho Rentería

Nos llegó agosto con sus fatigantes calores y arde el clima político en Venezuela, en Cataluña y en Colombia. Es noticia la inolvidable Lady ‘Di’ por un impactante documental de la BBC de Londres. También el príncipe del matoneo ‘Niko’ Maduro por sus fantochadas belicosas. También el abogado español Enrique Santiago, cerebro jurídico de las Farc porque desde Barcelona denunció que aquí planean el asesinato de Pablo Catatumbo, Iván Márquez y otros dirigentes de la guerrilla Farc. No aportó pruebas y es poco serio lanzar rumores, lo serio es investigar a fondo, sin ruidos y capturar a los ejecutores y ponerlos presos. Las denuncias sin soporte se vuelven chismografía belicosa dañina para el Gobierno y para el plan de paz.

Y de carambola, unos senadores de la U, Benedetti, Barreras, ‘Los Ñoños’ y Serpa, repiten el peligroso cuento de ‘los amigos y los enemigos de La Paz’. Gran pifia, eso calienta los ánimos. Aleluya, el alto Gobierno decidió que ya llegó la paz total y licenció para una Embajada en Bélgica al estratega del Acuerdo de las 310 páginas con las Farc. Sale don Sergio Jaramillo, un politólogo sobrio, de bajo perfil, no pantallero. Lo reemplaza don Rodrigo Rivera, un político que lleva ocho años fuera de Colombia y que por ello su nuevo escritorio puede quedarle grande.
A Rodrigo Rivera lo espera una tarea tenaz: visitar las 24 zonas inviolables e intocables, los campamentos donde hoy habitan tres mil guerrilleros en receso. Y debe ir prontico al norte del Cauca, a 50 minutos de Cali, donde hace seis días incendiaron 100 hectáreas de caña y quemaron los dos buses en que regresan los corteros a sus viviendas. El “poder indígena” del norte caucano reclama la tierra que perdieron hace 457 años. Pilas, Bogotá fue territorio de los chibchas, aquí estaban en 1536, cuando llegó don Gonzalo Jiménez de Quesada a nombre del imperio español.

Ojo al vecino, digo al vecino venezolano, al dúo Diosdado-Maduro, dos rufianes que se adueñaron a nombre de la izquierda política, el poder. Maduro, el campeón del matoneo, desafía al mundo. Lo siento por Petro, Clara López y Piedad Córdoba que lo han llamado “compañero inolvidable” y eso les daña su imagen. Punto. Agosto caliente hasta para James Rodríguez que ya vive en Múnich con Svetlana, su novia rusa. Políglota y médica. Bravo por James hizo gol de chilena y me alegra mucho.

VER COMENTARIOS
Columnistas