¿Lo de Cuba, victorioso?

¿Lo de Cuba, victorioso?

Mayo 29, 2013 - 12:00 a.m. Por: Poncho Rentería

Quería contarles los éxitos de Alejandra Borrero en Bogotá con su teatro Casa-Ensamble. Quería elogiar la magia de Margarita Rosa de Francisco en El Desafío. Quería comentar la visita del Vicepresidente gringo a Bogotá pero el crucero de lujo de unas magistradas y lo firmado en Cuba embrujó al país periodístico y político, y toca ir a esos novelones.Lo del crucero de las magistrados es un penoso autogol porque no es serio irse de turismo y cobrar sueldo como si estuvieran laborando. Del acuerdo Farc- Gobierno repito lo dicho por  José Félix Lafourie, vocero de los ganaderos: “Mucho ruido y pocas nueces”. Si lo firmado entre Farc y Gobierno abarata los alimentos, bienvenido. Si le garantiza un vivir decente al sufrido campesino mucho mejor porque ha sido mal pagado y ninguneado. Haciendas millonarias que sólo dan trabajo a cinco vaqueros que ganan el mínimo y viven en ranchos que dan pena.Hay júbilo en el santismo por lo firmado en Cuba entre don ‘Pablo Catatumbo’ por las Farc y Humberto De La Calle, más los generales Mora y Naranjo. Ahora viene lo difícil: perdón total a las Farc y darles curules, emisoras, espacios televisivos, autos blindados, derechos políticos, etc. Lo exigen las Farc y toca darlo. Y lo aclaro: nunca he tenido una hectárea de tierra y como allí florecen los bichos y ‘yaibíes’, veo que nunca la tendré. De agricultura sólo conozco las ensaladas que consumo. Las pido con zanahoria, berros, apio, brócoli, lechugas, tomate, vinagre y aceite de oliva. Desde Cuba le dieron oxígeno al Gobierno, lo necesitaba. Juan Manuel Santos es economista. Experto en comercio exterior, hacienda pública y asuntos castrenses. Tiene un pero y es que nunca ha sido agricultor, ni siquiera dueño de finca sabanera. Por eso oye a los expertos. Su ministro Juan Camilo Restrepo apoyó lo firmado en Cuba y no es godo izquierdizado para ganarse sonrisas de ‘mamertos’.El serio presidente Carlos Lleras desató las iras de los terratenientes cuando planteó con  Carlos Villamil Chaux hacer una Reforma Agraria. Los sabotearon a fondo. Los reaccionarios senadores liberales costeños la despedazaron, los conservadores Raimundo Emiliani, Cornelio Reyes, Alfredo Araújo y Cía., se fajaron hasta derrotarla. Hoy, bajo la amenaza de los fusiles ‘farcos’  toca revivir lo que le sepultaron al progresista Carlos Lleras Restrepo y a su valiente director del Incora, Carlos Villamil. El futuro se juega en Cuba y Santos su reelección. La bolita sigue rodando e impuestos seguimos pagando.

VER COMENTARIOS
Columnistas