Gobierno burlado y ‘conejiado’

Gobierno burlado y ‘conejiado’

Febrero 16, 2011 - 12:00 a.m. Por: Poncho Rentería

Me hubiera gustado contarles una charla con Miguel Bosé, pero me toca ir a las jarteras, al bloqueo camionero en Bogotá que ha saboteado la ‘Feria internacional de la moda’ que reúne a las que estudian la vanidad y la belleza femenina. Frase repetida en Bogotá: que Vargas Lleras y Angelino tienen poco mando, taxistas y camioneros hacen paro cuando les da la gana. Los camioneros no le obedecen al Gobierno, le han ganado el pulso. Medio país paralizado.Escribo desde Bogotá donde la autoridad de Samuel Moreno es un chiste. Ayer un millón de personas pasaron angustias para llegar al trabajo. El mismo Angelino Garzón está contra las cuerdas. Angelino, el vicepresidente, el llamado a manejar problemas de huelgas y de sindicatos, anda perdido. Los camioneros lo tienen en Off-Side.En 1973, en Chile, los dueños de los camiones que transportan alimentos tumbaron al presidente Salvador Allende con un paro de 15 días. El resto, matonismo, represión y crímenes, lo pusieron Pinochet y su pandilla. Aquí no quieren tumbar a Santos, quieren que les obedezca. Si quieren una noticia negra se las doy: en toda Colombia subieron los precios de los alimentos porque no llegan a los supermercados y el motivo es uno solo: el bloqueo camionero. El Gobierno está doblegado, los camioneros le ganaron la parada. ¿Qué piden ellos? Gasolina y llantas a precios rebajados, no pagar impuestos por sus ‘engallados’ camiones y precio libre en fletes.Del presidente Juan Manuel Santos y del alcalde Samuel Moreno, rajaron ayer en un almuerzo que un grupo de periodistas tuvimos en una cafetería bogotana al aire libre. Buen sol con menú sabroso y quienes rajaron del Gobierno no eran antisantistas, al contrario. Gobernar es difícil, este es el primer asunto serio de gobierno que enfrenta Santos y lo está perdiendo. El sábado, en el banquete por el centenario de El Tiempo, vimos un Presidente sonriente y aplaudido; hoy, por los camioneros, no tiene la misma risa.Está pesada la marea, el Gobierno ha sido burlado. Comentan algo gravísimo: que la burla al Gobierno y a los militares del domingo en que hubo claves falsas a Piedad Córdoba, buscaba que el ‘Comandante Alfonso Cano’, el ‘prócer’ de las Farc, pudiera huir. Novelas y novelones vivimos estos días. Los políticos callan, su afán es recibir los dos automóviles blindados que exigieron al Gobierno. No lo duden, Colombia es un país cómico, peligroso, divertido, absurdo y mal gobernado, por suerte tiene un montón de delicias que obligan a quererlo.

VER COMENTARIOS
Columnistas