¿A quién le vendemos?

¿A quién le vendemos?

Marzo 09, 2013 - 12:00 a.m. Por: Miky Calero

A medida que se intenta hacer crecer el sistema capitalista que se fundamenta en el consumo, la gran mayoría de la población empobrece. Es de lógica mientras unos pocos se enriquecen más y más, otros se empobrecen más y más, matemática básica, no hay que ir a Harvard. Pero la pregunta es cuando ya haya desaparecido la clase media y no existan sino los ricos, ricos y los pobres, pobres, ¿a quién les van a vender todos los productos y servicios que estos señores producen en sus emporios? Muchas de las grandes compañías le ponen a sus ‘ejecutivos’ unas metas más exigentes, reducir costos, hacer lo mismo con menos plata, mejor dicho hacer más dinero con menos gasto, entrar en la carrera del más rico. Eso no produce sino pobreza y descomposición social, el inmediatismo es el pan de cada día, los ‘resultados’ son ya o ya, como diría nuestro técnico Leonel.Yo he sido testigo de eso, en mi profesión de fotógrafo por más de 35 años, cada día los presupuestos se aprietan más, lo que antes se hacia con ‘diez pesos’ ahora se tiene que hacer con ‘cinco’. Obviamente la tecnología ha ayudado a eso, más aprendices de fotógrafos con cámaras digitales y computadores con photoshop que están dispuestos, en el afán de entrar, a regalar el trabajo, después ya no pueden subir precios. Para los empresarios eso es buenísimo porque no tienen que pagar tanto por las fotos, mejor aún las compran por nada en la ‘Isternet’. Desaparecen fotógrafos, productores, maquilladores, asistentes y toda una cadena de personas que salen del juego. Más gente dentro de los pobres, menos dentro de la clase media. ¿Ha quién venderle? Los pobres no tiene plata y la clase media no existe.El sistema socialista tampoco ha mostrado que sea la solución, en ese tipo de gobiernos la corrupción y el aparato gubernamental son los que se quedan con la torta. ¿Por qué el señor Chávez tenía derecho a un súper avión privado que lo llevaba y lo traía de Cuba para recibir la mejor atención médica, mientras en el hermano país la población del común solo tienen acceso a una salud precaria? Hacen lo mismo de lo que tanto condenan, los de arriba viven como reyes.Pero no todo es malo, ya hay industriales y países que se han dado cuenta de esto y están volviendo por el camino donde la torta empieza a ser mejor distribuida, donde saben que todos estamos en el derecho de ganar con más justicia. Hay un adagio popular que dice lo ‘barato sale caro’ y eso lo están empezando a entender los avivatos. No pueden pretender seguir así, nos vamos a autodestruir. Que rico que la ‘otra gente’ gane bien, que haya equidad, que muchos se ‘enriquezcan’ y no sólo unos pocos, disfrutemos viendo que todos pelechamos, disfrutemos viendo a muchos exitosamente echando pa’delante, sin envidias y sin pensar que sólo ‘uno’ tiene el derecho. La solución entonces creo yo, está en entrar en conciencia, en despertar y volvernos más justos y equitativos. Atrás la mezquindad.

VER COMENTARIOS
Columnistas