2017 global

2017 global

Diciembre 28, 2016 - 12:00 a.m. Por: Marcos Peckel

Aunque el 31 de diciembre el Planeta entero celebra el advenimiento del nuevo año y que a los colombianos este nos golpeará duro el mismo primer día con el 19%, el 2017 global comienza apenas el 20 de enero cuando con su mano derecha sobre la Biblia, Donald John Trump jure como nuevo presidente de los Estados Unidos de América. Más allá de las promesas, declaraciones y amenazas proferidas por el candidato Trump durante la tumultuosa contienda electoral solamente una vez llegue a la oficina Oval sabremos a ciencia cierta lo que hará. El mundo podría estar ad portas de una nueva era en las relaciones internacionales con fichas y reglas diferentes y desconocidas. Comenzando por la tan anunciada alianza con Vladimir Putin que tiene sentido desde la óptica de la geopolítica que prevaleció durante el Siglo XIX cimentada sobre intereses puros y duros, fortaleza militar, balance de poder, zonas de influencia y alianzas cambiantes en tiempo y espacio. Y con armas nucleares. Sacrificados en su defecto la defensa de los derechos humanos, el principio de soberanía, la defensa de democracia liberal, las actuales alianzas como la Otan y los organismos internacionales. Las potencias asiáticas, Japón y China especialmente, ya comenzaron ese nuevo-viejo juego.Europa que completa una década de crisis en crisis; económica, refugiados, terrorismo e identidad, tendrá en 2017 su prueba ácida. Las elecciones en Francia, Holanda y Alemania podrían en los primeros dos países llevar al poder a Marine Le Pen y Gert Wilders, cabezas de partidos de extrema derecha que promueven la salida de la Unión Europea; mientras que en Alemania, último bastión de defensa de la democracia liberal, se sienten los tremores del ascenso del partido Alianza por Alemania en un país en que la extrema derecha rememora el periodo más oscuro de su historia. En las islas británicas Teresa May “deshoja la margarita” a ver cuándo invoca al artículo 50 del Tratado de la Unión Europea para dar comienzo al incierto proceso del Brexit.El Medio Oriente, ese agujero negro del sistema internacional, podría en 2017 experimentar una reducción sustancial en los niveles de violencia entre otras porque mucho por destruir ya no queda, especialmente en Siria, Iraq y Yemen, países que han vivido el apocalipsis en los últimos años. Isis seguirá perdiendo territorio pero su ideología seguirá viva mientras que Irán que tendrá elecciones presidenciales en 2017, se consolida como la principal potencia regional. Sin embargo por la naturaleza de la región algún nuevo conflicto o guerra aparecerá, es inevitable.En América, Rafael Correa, uno de los mayores protagonistas de los últimos años abandona el escenario, temporal o permanente no se sabe, mientras que en Chile llega a su final el lánguido segundo periodo de Michel Bachelet demostrando una vez más que segundas partes en nuestro continente nunca han sido buenas. En la políticamente disfuncional Argentina las elecciones parlamentarias serán decisivas para Mauricio Macri y su gobierno que ha enfrentado múltiples dificultades y una oposición peronista que no perdona.En nuestro país el desgastado término ‘posconflicto’ se hace realidad, comienzan a correr los plazos en la implementación de los acuerdos de paz contados a partir del ‘día D’, 1 de diciembre del año que termina, un proceso complejo in extremis con no pocos sobresaltos y con el trasfondo del ensordecedor ruido que genera un año prelectoral como el que se avecina.Finalmente el mundo en 2017 espera expectante las elecciones legislativas en Micronesia. A los lectores de El País muy feliz año.Sigue en Twitter @marcospeckel

VER COMENTARIOS
Columnistas