Encuestas, verdades y mentiras

Diciembre 02, 2012 - 12:00 a.m. Por: Luis Guillermo Restrepo Satizabal

Aparecieron las encuestas. De pronto y por un instante fugaz, los colombianos son escuchados y se sabe lo que la verdadera opinión piensa sobre lo que acontece, mientras el Dane persiste en mostrar una realidad mentirosa sobre el desempleo y en ignorar lo que pasa en el país de verdad, mostrando sólo lo que quieren ver en Bogotá.La alianza de RCN radio y televisión y la revista Semana presentó su encuesta Colombia Opina. Los resultados no podrían ser más decepcionantes para aquellos que pretenden imponer la realidad desde 2.600 metros más cerca de las estrellas. Es como si de pronto las inmensas mayorías se fueran a la oposición al expresar su descontento.Por ejemplo, según la encuesta las tres instituciones con menor credibilidad son en su orden el Congreso con un 14%, la Justicia con el 22% y el Gobierno Nacional con el magro 34%. Con respecto al Presidente de la República, el 52% está insatisfecho con él, el 61% dice que no ha cumplido, el 62% está en contra de su reelección y el 68% cree que el país va por mal camino. Y el Ministro del Interior, que no conoce el interior de Colombia, tiene un pobre 21% de aceptación. Y qué decir de la confianza en las instituciones: preocupa saber que la fe en la Fuerza Pública apenas llega al 50%. Que los medios de comunicación sean los segundos con sólo el 45%, la Procuraduría tenga el 36% y el Gobierno Nacional un raquítico 34%. Es decir, estamos listos para que cualquier Chávez o cualquier Daniel Ortega o un Rafael Correa se tomen esta vaina e implanten el populismo feroz. Menos mal, Gustavo Petro está en un mísero 31%. Lo que no sirve para declarar su muerte política, más si el Presidente insiste en mantener a doña Gina metiendo la pata y a su Gobierno contemporizando con los desconocimientos de la Constitución del exguerrillero, una manera de aplacarlo en vez de obligarlo a cumplir las leyes. Ni hablar de la opinión de los colombianos frente a los temas que el estrecho círculo que maneja los medios en la capital pretende imponer como verdades reveladas: el 76% está contra el aborto, el 78% contra la legalización de las drogas, el 63% está contra los matrimonios homosexuales y el 52% contra la eutanasia. Claro, aquellos derrotados por la encuesta bramaron contra el pueblo, acusándolo de ignorante y tachándolo de reaccionario. Como les ocurrió en sus campañas a favor de Mockus y en contra del Juan Manuel Santos al cual no hallan ahora la forma de elogiar, esa es la manera de decir que los colombianos, y no ellos, están equivocados. Y mientras, los bogotanos celebran la nueva del Dane, que en su tendenciosa encuesta bajó el desempleo nacional al 8,9%. Para los dueños de la opinión es mejor ignorar que Armenia tiene el 15,6%, Pereira el 14,8%, Cali el 13,9%, Popayán el 17,1% y Pasto el 12,2%. Es decir, además de padecer la guerra, el Occidente está en profunda crisis social. Y les parece natural que el Dane ignore a Buenaventura que puede tener el 60% de desempleo, o a Tumaco que llegaría al 80%, mientra se ufana en destacar que San Andrés, con 80.000 habitantes, sólo tiene el 7,5% de su fuerza laboral sin trabajo. Es decir, según los colombianos que respondieron la encuesta, vamos muy mal. Y podemos caer más si quienes dirigen el país y manipulan la opinión no aceptan su responsabilidad y enderezan el rumbo antes de que sea demasiado tarde.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad