Oasis

Oasis

Marzo 30, 2018 - 11:30 p.m. Por: Gonzalo Gallo

No evadas esta pregunta: ¿Estoy yo preparado para morir? No me extraña nada que tu respuesta sea un no rotundo.

Pocos, muy pocos, se preparan en nuestra inculta cultura para ese trance que suele ser molesto o traumático.

Y lo es porque se llega a la muerte con una carga de apegos, temores, pendientes u odios que hacen más arduo ese paso.

Al contrario de lo que hacen los tibetanos y los budistas, la gran mayoría de los occidentales no se preparan para morir.

A esa transición hay que llegar con paz en el alma, con perdón y confianza, con fe y con todo en orden.

En el servicio que presto para ayudar a morir me encuentro con personas atormentadas y bloqueadas por miedos y odios.

Llegan a ese momento cumbre con distintos ciclos sin cerrar o pendientes y eso les impide partir serenos.

Ojalá este escrito te mueva a hacer algo al respecto. En mi libro ‘Muerte un paso a la vida’ hallas luces, ejercicios y mensajes.

VER COMENTARIOS
Columnistas