Oasis

Oasis

Septiembre 17, 2017 - 06:20 a.m. Por: Gonzalo Gallo

Doy gracias a Dios porque desde hace muchos años me permite ayudar en el arte del buen morir y a personas en duelo.

Morir bien depende de un buen vivir, de que tu espíritu llegue sereno, ligero de equipaje y amoroso a ese trance, aunque te maten.

Comparto una breve guía para cuando te toque despedir a un ser amado y ayudarle en su regreso al cielo o a La Luz:

Habla con tu ser querido y dile con amor: Qué bueno que estés más con nosotros, pero tienes permiso para irte si estás fatigado.

Asegúrale: Todos vamos a estar bien y vamos a cuidar de aquellos seres cuya situación más te preocupa. Dale gracias.

Dile: Te amo, perdónate y te perdono tus fallas. Suelta odios, culpas, rabias y miedos. No hay castigos eternos y Dios te ama y a nadie juzga.

Dile: Confía y únete al partir a la clara luz que miras. Si ves familiares,
que ya trascendieron, están aquí para acompañarte y para que partas en paz.

Ponle música relajante y la que le gusta. Que se sienta acompañado y asegúrate que no tenga dolor. Halla más luces en mi libro ‘Muerte un paso a la vida’. Morir es renacer a la vida que sigue.

VER COMENTARIOS
Columnistas