Oasis

Julio 10, 2017 - 11:30 p.m. Por: Gonzalo Gallo

Llegó la nueva moda de esnifar cacao en polvo como estimulante, comercializado bajo la marca Coco Loko.

Se hace para conseguir lo que un fabricante de La Florida llama una infusión de “energía eufórica” y los jóvenes denominan un “subidón”.

El producto, además de polvo de cacao puro, lleva ginkgo biloba, un estimulante vegetal que potencia la circulación sanguínea.

También tiene semillas de guaraná, ricas en cafeína, y la dañina taurina, un componente de las bebidas energéticas que es un sedante del cerebro.

Un coctel explosivo, pero Nick Anderson -fundador y presidente de Legal Lean, la empresa detrás del producto-, asegura que su polvo de cacao es inocuo.

“Te da un subidón de endorfinas y una liberación de serotonina que te proporciona energía eufórica y vitalidad para una fiesta”.

La verdad es que los estimulantes empleados en las bebidas energéticas y cuyos efectos se potencian al ser inhalados, aumentan la presión sanguínea.

En un mundo con millones de adictos siempre llega algo nuevo porque es un buen negocio vender lo que estimula sin llenar los vacíos que los acosan. La taurina está prohibida en los países escandinavos.

VER COMENTARIOS
Columnistas