El periodismo del video

El periodismo del video

Noviembre 29, 2017 - 11:45 p.m. Por: Gerardo Quintero

¿Son los medios de comunicación responsables del aumento en la percepción de inseguridad entre los ciudadanos, al publicar videos de robos? ¿Qué tanta responsabilidad les cabe a los medios de comunicación la generación de ambientes de tensión en las ciudades? ¿Deberían estas empresas periodísticas buscar una manera de autorregularse?

Estas inquietudes han surgido después de que el presidente Santos afirmara esta semana que los noticieros de televisión están aumentando la percepción de inseguridad en los ciudadanos cuando abren sus emisiones con el atraco del día, el robo de un celular, con un fletero que despoja a su víctima de dinero. Reclamos en similar sentido se han escuchado por parte de los alcaldes de Cali y Bogotá.

No hay duda de que los medios de comunicación, no solo la televisión, también prensa y radio en sus versiones digitales, luchan para lograr lo que ahora se llama audiencias. En pos de esos indicadores han caído en la desgracia de replicar lo que sea para aumentar sus visitantes. Un círculo vicioso lamentable donde pulula el periodismo basura: te doy basura, te entreno en la lectura de basura, te acostumbro a la basura, me pedís más basura, te la doy…

Por eso no es extraño que en los portales de noticias del país lo más visto sea ‘La virreina universal le sale al paso a las críticas sobre su gran sonrisa en el reinado’; ‘Diez maneras de armar tu maleta’; ‘Cómo aumentar el tamaño de tus senos y que los hombres te miren’ o, en efecto, el video del atraco del día, que entre más dramático mejor será. Eso en los medios de comunicación de hoy es oro puro. Más audiencia traerá, más morbo, más tráfico Claro que hay una responsabilidad en lo que se proyecta a los ciudadanos, pero esa responsabilidad es especialmente de los periodistas, que son los que construyen los medios de comunicación. Editores que exigen muertos, sangre, robo. Otros que solo les sirve para publicar las noticias negativas, porque lo bueno no vende.

Lástima que el debate haya surgido desde Presidencia porque esta debería ser una reflexión de los periodistas, pero ya no hay espacio para ello. Ahora es la inmediatez la que predomina, de ahí las equivocaciones, las imbecilidades que se difunden en los portales y en televisión. Y como lo más fácil y efectista es publicar un video, por eso encabezan los portales y las primeras planas de los noticieros. Y no se trata de ocultar la realidad, como les gusta escudarse a algunos. No, los informes de largo aliento, los reportajes con las diferentes aristas de una problemática de seguridad son bienvenidos, como se hacía antes el periodismo, como era en la vieja escuela.

Por eso cada vez más gente se margina de los medios de comunicación y rechazan la posibilidad de informarse a través de ellos. Lo que está en juego es el futuro y la credibilidad de los medios. El mundo cambió, las redes sociales llegaron para quedarse y muchos noticieros, periódicos y emisoras insisten en la fórmula de tratar de parecerse a ellos, pero en su peor versión.

Sigue en Twitter @Gerardoquinte

VER COMENTARIOS
Columnistas