POT, servicios y empleo

Septiembre 08, 2013 - 12:00 a.m. Por: Esteban Piedrahíta

Tras cinco meses al alza, el desempleo en Cali cayó al 13,4% en el trimestre mayo - julio: la tasa más baja para ese período desde 2009. En los doce meses corridos hasta entonces la ciudad creó 25.000 nuevos empleos y mejoró en formalidad. Aún así sigue detentando la sexta tasa de desempleo más alta entre 23 capitales del país. En los últimos cinco años, de cada cuatro personas que han entrado al mercado laboral de nuestra ciudad, solo tres han logrado ocuparse; más de la mitad de ellos en el sector informal.El número de personas ocupadas en el sector de la construcción en Cali está virtualmente estancado desde 2008. En cambio, en Medellín ha crecido un 20%, en Barranquilla y Bogotá un 30% y en Bucaramanga un 50%. La construcción tiene la capacidad de crear trabajo rápidamente y además jalona empleo en los sectores industrial (acabados, muebles, etc.) y comercial (ferreterías, etc.). El POT actual, vigente desde el 2000, es obsoleto e impone una camisa de fuerza al desarrollo urbano. La nueva propuesta de la Alcaldía incluye elementos propios de una visión moderna de ciudad como alicientes a la renovación urbana y la densificación, flexibilización en usos de suelos y construcción en altura, y cobros de aportes a los proyectos proporcionales al valor que los cambios de norma generan a los privados. Su pronta aprobación, buscando el equilibrio justo entre el interés público y el incentivo a la actividad particular, será fundamental para dinamizar la construcción y el empleo.Otro sector donde Cali no sale bien librada es en servicios, el mayor empleador en el mundo contemporáneo. El mercado global de tercerización de servicios empresariales se ha multiplicado por 5 en los últimos años y mueve más de $250.000 millones de dólares anuales en todo tipo de procesos de negocio (atención al cliente, contabilidad, mantenimiento de sistemas, etc.) que se pueden realizar a distancia.Cali comienza a aprovechar esta gran oportunidad. La uruguaya Zonamérica está adelantando en el sur la construcción de un ‘campus’ de 17 edificios en zona franca para albergar, en el tiempo, hasta 17.000 trabajadores de empresas de tercerización y exportación de servicios. La sueca Transcom está construyendo un centro de 800 puestos de trabajo en el barrio El Piloto para brindar soporte en servicio al cliente a una firma española. Y una de las mayores empresas de servicios de tecnología en el mundo está evaluando transferir a la ciudad su operación de Argentina.Si bien Cali ofrece ventajas en materia de costos, la disponibilidad de mano de obra calificada, insumo vital de esta industria, constituye un cuello de botella. El Valle se sitúa décimo a nivel nacional en cobertura de educación superior, resultado que no se compadece con su desarrollo relativo. Corregir este déficit es de interés de todos y requiere un trabajo estrecho con los gobiernos Nacional, Departamental y Local, el Sena (que ofrece una tercera parte de los cupos de educación terciaria en Colombia), y las demás instituciones de educación superior públicas y privadas de la ciudad. También exige mayores esfuerzos en calidad y pertinencia en educación secundaria y media, para reducir la deserción y dotar a los jóvenes de competencias indispensables en el Siglo XXI como el bilingüismo y el alfabetismo en TIC. Los proyectos de ‘Educación Digital para Todos’ de la Alcaldía de Cali y de ‘Valle Bilingüe’ de la Gobernación son apuestas innovadoras en esta dirección y requieren del seguimiento y concurso de la ciudadanía, la academia y el sector privado para generar la transformación de nuestro capital humano y crear prosperidad compartida.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad