Hablemos de clusters I

Abril 06, 2014 - 12:00 a.m. Por: Esteban Piedrahíta

En una columna de enero me referí a lo importante que es para Cali y el Valle iniciar una conversación interesante, diferenciada y propositiva en torno a los clusters empresariales existentes en nuestro territorio la cual pueda llevar a esfuerzos colaborativos entre empresarios y con el sector público, la academia y otros actores, tendientes a potenciar estas dinámicas empresariales y generar prosperidad.La Cámara de Comercio de Cali, con la Gobernación, la Alcaldía de Cali, universidades, gremios, y empresarios, viene adelantando un relevamiento de datos sobre cinco clusters que por su escala (ventas por más de US$1.000 millones), densidad empresarial (200+ compañías de todos los tamaños) y dinámica (crecimientos superiores al promedio de la economía) constituyen palancas clave para crear riqueza y bienestar en la región. El siguiente paso del ejercicio es desarrollar conjuntamente una hoja de ruta ambiciosa, pero alcanzable, para cada iniciativa cluster.Un segmento de mercado donde el Valle tiene un liderazgo nacional claro y proyección internacional, es el de los ‘Macrosnacks’. Esta categoría incluye confitería, galletería, y pasabocas, entre otros alimentos para consumir entre comidas. Euromonitor estima que los ‘Macrosnacks’ representan un mercado global de US$400.000 millones, el cual crece al 6% por año.El cluster de Macrosnacks en nuestra región incluye compañías grandes e internacionalizadas (Colombina, Mondelez, Aldor, Yupi), empresas exitosas de menor escala (Manitoba, Dulces del Valle, etc.), y decenas de proveedores de ingredientes, empaques y otros insumos. Un dato interesante y diferenciador de este cluster es que Aldor (con planta de producción en Sudáfrica) y Colombina, son los líderes nacionales en ventas al mercado africano de productos no-mineros. Algunas empresas de la cadena ya han impulsado iniciativas valiosas como la creación de La Escuela Nacional de  Confitería y Dulcería del Sena en Buga, ejemplo concreto de colaboración productiva del sector privado con el estado.Otro segmento de mercado cuya demanda global está en fuerte expansión y donde el Valle tiene claras ventajas competitivas es de la ‘Proteína Blanca’ (producción intensiva de pollo, cerdo y huevo). El mercado mundial de pollo se multiplicó tres veces desde 1990 y se espera que siga creciendo, pues el consumo mundial por habitante es de solo el 13 kilos por año, contra 27 de Colombia y más de 50 en países como Brasil y EE. UU.El Valle es el segundo productor de huevo y tercero de pollo y de cerdo en el país. Sin embargo, su crecimiento (2013: +18% pollo, +14% cerdo, +8% huevo) está por encima del promedio nacional, y es notable el desplazamiento de la producción hacia las costas por proximidad a los puertos y fuentes de grano. Ya empresas antioqueñas como Solla y Contegral han adquirido granjas avícolas en el Valle, lo mismo que la santanderana MacPollo, la más grande del país.El cluster de la Proteína Blanca en el Valle y el norte del Cauca incluye cientos de empresas de diversos tamaños que producen cárnicos ‘blancos’, pollo, cerdo y huevo, así como vacunas, alimentos para aves y porcinos, entre otros insumos. Entre ellas son notables, por ejemplo, Bucanero, la avícola de mayor crecimiento en el país, y Carval, el mayor proveedor de vacunas para el sector a nivel nacional. Las avícolas ya han emprendido proyectos colaborativos, como la conformación de un a red logística propia, y la fundación en 2012 de Ovopacific, compañía dedicada a crear productos industriales a base de huevo.

VER COMENTARIOS
Columnistas