Unidad Nacional, ¿entre quienes?

Unidad Nacional, ¿entre quienes?

Mayo 11, 2016 - 12:00 a.m. Por: Carlos Mejía Gómez

1. ¿Qué es la Unidad Nacional? Supongamos. Allí, pegados con mermelada, han estado liberalismo, Cambio Radical, la U y tres conservadores. Un acuerdo para 1) apoyar al Gobierno y ser sus escuderos; 2) aprobar los proyectos parlamentarios; 3) respaldar el proceso de paz de La Habana; 4) distribuirse las directivas del Congreso; 5) prepararse, ‘unidos’, para las elecciones presidenciales del 2018 y garantizar su continuidad en el mando.Pero comenzaron a abrir los ojos. Se dieron cuenta de que: a) el apoyo al Gobierno dependía de lo que éste les ofreciera; b) aprobarían los proyectos según los beneficios que de ellos pudieran derivar; c) para el 2018 no serían uno solo sino tres o cuatro y cada uno con su cada quien.2. Lo dicen otros. Según Semana todos están “durmiendo con el enemigo”. El rival ahora no son la izquierda o el Centro Democrático o el conservatismo tradicional. Para el liberalismo de Horacio Serpa el peligro está en Vargas Lleras. Para Cambio Radical el problema está en no saber qué tan saludable se encuentra Vargas Lleras, en ignorar para donde mira el Presidente: si hacia De La Calle o hacia otros insondables horizontes. Para la U no tener tesis claras, ni seguidores claros, ni jefes claros: no se sabe hasta dónde el presidente Santos se sigue ubicando allí, en una colectividad que muestra como su máximo jefe a Benedetti, el mudo. Ni hablemos de los tres conservadores sin brújula.3. El ‘neoserpismo’. En próximos días se sabrá lo que piensa y decide el liberalismo. Por ahora solo hemos escuchado lo que canta el doctor Serpa. Desde hace un año o más viene diciendo: 1) el liberalismo tiene vocación de poder e irá con candidato propio en el 2018; (¿de modo que no se reconoce como liberal al Presidente del cual se proclama su escudero?) ; 2) el compromiso con el Gobierno llega hasta el 8 de agosto de 2018. Al mismo tiempo ha dicho Serpa: la Unidad Nacional no existe, está rota, no sirve de nada, no tiene razón de ser. Pero agrega que apoya al Presidente y se reitera su escudero. Dice el jefe rojo que, en todo caso, están vigentes los acuerdos con los otros sectores de la Unidad Nacional para mesas directivas del Congreso y para lo que convenga. ¿En qué quedamos? Ha propuesto una nueva unidad para la paz pero parece olvidar que ahí tendrían que convivir con los verdes y con el propio Polo Democrático. Pregunta: si no pudieron subsistir con los ‘hermanos’ de sangre liberal, ¿cómo lo harán con los ‘enemigos’ de siempre?Cuando le han preguntado al doctor Serpa por Vargas Lleras da a entender que éste tendría que disolver Cambio Radical, volver a convertirse al liberalismo y hacer cola. (Por supuesto, cuando se le pregunta al respecto, Vargas Lleras minimiza a Serpa y considera que éste quiere repetir candidatura. Además, sostiene que entre Serpa y él, ya el país la tiene clara.)4. ¿Los demás? Ni con la lámpara de Diógenes logro ver candidato conservador o del Centro Democrático, o a Fajardo, o a los polistas, o a los verdes. En todo caso, lo importante es que no queden agujeros negros por donde se puedan filtrar algunos insospetrables peligros para la institucionalidad.

VER COMENTARIOS
Columnistas