La UAV : poder del voto

La UAV : poder del voto

Septiembre 02, 2015 - 12:00 a.m. Por: Carlos Mejía Gómez

1. La U.A.V. Recuerdo la Unidad de Acción Vallecaucana desde finales de los 60. Este recuerdo me hace sentir viejo. Fungía como gobernador el para mí inolvidable doctor Libardo Lozano Guerrero (q.e.p.d.). Me encontraba yo en Bogotá adelantando un máster en Economía en los Andes. Una llamada irresponsable del gobernador: Carlos, quiero que vengas como Director de Planeación Departamental. Hay que iniciar esa dependencia: tú verás cómo lo haces. No sabía cómo hacerlo pero creo que se hizo bien. Una respuesta más irresponsable aún: claro, gobernador, gracias. Yo tenía 23 años. Una de las recomendaciones de Lozano Guerrero: acércate a una corporación regional denominada Unidad de Acción Vallecaucana. Las tres palabras eran muy sugestivas: Unidad (claro, siempre unidad, especialmente en este Valle tan usualmente desunido); Acción (claro: sin acción no hay vida); Vallecaucana: el centro de nuestros amores. La entidad ha tenido sus altas y bajas; ha florecido y sigue en flor. Hoy se encuentra en una etapa de mucha lucidez y de mucha “acción vallecaucana”.2. Participación. Temas complejos entre nosotros. A) Articular lo público y lo privado: parecerían dos poderes enfrentados. Siendo una corporación de derecho privado, la UAV se ha propuesto acercar estos dos mundos. Además, se ha aproximado las distintas caras de lo público: la Administración y los cuerpos colegiados. B) Fortalecer la democracia. La democracia hay que consentirla a diario. Ella es frágil, quebradiza. Además, resulta muy difícil instaurar la democracia de verdad: con la sociedad como un todo y con las comunidades parciales. C) Generar y fortalecer l liderazgos. Necesitamos líderes emprendedores y liderazgo colectivo. Lo que nos pone a todos a empujar el carro en una misma dirección, con disciplina y en busca del bien común. D) Formar capital físico (obras son amores), capital natural (ambiente sano), capital humano (educación, salud, empleo, techo), y capital social: confianza: sin confianza, fallecemos sin fe, sin esperanza.3. El voto tiene poder. La Constitución del 91 nos hizo trascender la mera democracia electoral al definirnos como democracia participativa. El artículo 103 de la Constitución relaciona los mecanismos de participación ciudadana. El primero es el voto. Además, la Carta , en su artículo 3º, dispone que “la soberanía reside exclusivamente en el pueblo”. Por ello, el voto tiene tanto poder, como predican la UAV y la campaña en pro del poder del voto inteligente. Cuando se vota se ejerce soberanía. Cuando no se vota no somos nada en cuanto ciudadanos.4. Voto inteligente. Reina la abstención, especialmente en la juventud. ¿Por qué? Porque hemos matado la política. No hay partidos. Existen microempresas personales, con financiación oscura. El llamado voto preferente, la inmadura elección popular de alcaldes y gobernadores, el influjo del narcotráfico y de la corrupción, la ausencia de principios, ideas y valores, nos han llevado al abismo actual. La amplia infraestructura de la UAV nos debe permitir influir en el escenario nacional para que el voto tenga poder y para que renazca “lo político” en su esencia noble y altruista.

VER COMENTARIOS
Columnistas