‘A yo me llaman’

‘A yo me llaman’

Noviembre 30, 2011 - 12:00 a.m. Por: Carlos Mejía Gómez

1. A yo me llaman gobernador. Si les gustó el original (con mi antecesor destituido) creo que ahora les va a gustar el doble. O mejor, el triple. (“El que lo entendió lo entendió”). Como soy del pueblo (de Bugalagrande), gobernaré con el pueblo y para el pueblo a fin de que nos unamos y nos reunamos todos aquí. Para comenzar, me comprometo a resolver los siguientes pequeños problemitas: las inundaciones, la salud, la educación, la infraestructura, la vivienda, el desempleo, la pobreza, los desplazados, la competitividad, el litoral Pacífico, el sur, Cali incluida, el centro y el norte del Valle, la felicidad y la motivación colectivas, la salvación de las almas. “Nadies” me lo puede impedir. Amén. ¿Con qué recursos? Plata siempre hay, sólo hay que encontrarla.2. A yo me llaman Timo-chenko. Yo a todos los timo. A Chávez, por ejemplo, le hemos sacado el jugo y le hemos hecho el juego: con él podemos mantener el don de la ubicuidad para actuar hoy desde Venezuela, mañana desde Colombia y después desde cualquier lugar del mundo. Timo a los colombianos cuando les hablo de paz mientras ordeno fusilar a unos peligrosísimos militares y policías secuestrados y encadenados por más de once años. Al mundo lo timo cuando poso de Robin Hood que les quita a los ricos para darles a los pobres guerrilleros. A los jóvenes nacionales y extranjeros los timo ofreciéndoles la dicha en polvo (de coca). Timo a mis correligionarios farc-cinerosos porque los gobernaré a distancia: aquí estoy (muy bien) y aquí me quedo.3. A yo me llaman Bolívar-i-ano. Moriré cuando logre ser universalmente reconocido como un trasunto y clon perfecto del Libertador Bolívar (o sea, ¿nunca?). No entiendo por qué dicen que me restan seis meses o dos años de vida si yo he dado órdenes perentorias en contrario: por ejemplo, los médicos están notificados de que me quedaré en el poder hasta el año 2030. Lo que llaman oposición en mi estado bolívar-i-ano puede irse preparando a morir de vieja. Acabo de recibir la visita de mi nuevo mejor amiguis colombiano para ofrecerle el oro (negro) y el moro: por ejemplo, le enviaré los guerrilleros que estén en mi patrio suelo, si ellos, encarecidamente, me lo solicitan.4. Yo me llamo. Para descansar de temas áridos en tiempos prenavideños, hablemos del gritadísimo programa 'Yo me llamo'. Mucho relleno inicial y, al final, unas tres voces magníficas. Espero que hoy gane la digna resurrección del portentoso Nino Bravo, seguido de 'Mark Antony' y de una evolucionada y meritoria 'Shakirita'. Será un triunfo honorífico porque dicen que la platica se la van a repetir entre cinco o seis participantes, según pacto de honor. ¿Mi opinión del jurado?: a veces Amparo Gris, otras Amparo Gritales y otras una 'diva' excesivamente melosa. En mi opinión, 'no se llama': jurado. Muy bien Luz Amparo Álvarez (bien reconocida porque sabe de música, canta, imita, baila, ríe, corre, salta) y respetable la experiencia y erudición de Jairo Martínez, quien ha trabajado en el medio desde 1.450. ¿En la presentación?: yo cambiaría la gritona zalamería inicial de Calzadilla (más pulido al final) por la rutilante, bella y juvenil presencia de una muy Linda Palma.

VER COMENTARIOS
Columnistas