Husos

Abril 10, 2015 - 12:00 a.m. Por: Carlos Jiménez

La arquitectura asiste al eclipse de las estrellas que por décadas la deslumbraron. Lo ha admitido las más enceguecedora de todas: el holandés Rem Koolhas, quien, desde la tribuna de curador de la última edición de la bienal de arquitectura de Venecia, proclamó el fin de todo, incluido el de sí mismo. Pero el fin del delirio posmoderno no implica que a la arquitectura no le quede más alternativa que la de regresar a la serenidad y la severidad clásicas. No. Si algo justificó o al menos hizo plausible el vertiginoso ascenso al reinado planetario de Koolhas, Frank Gehry o Zaha Hadid fue el hecho de que en estas décadas el mundo cambio de tal manera que era imprescindible que la arquitectura se replanteara sus propios fundamentos en procura de respuestas inéditas a situaciones inéditas. Y si las respuestas que dieron las estrellas hoy en vías de extinción no nos satisfacen, no queda más remedio que seguir investigando y arriesgando en busca de soluciones a problemas que siguen allí, igual de acuciantes que antes y en espera de mejores respuestas. Esta es por lo menos la filosofía que inspira las ‘architectural talks’, las conversaciones de arquitectos, promovidas por Intercontinental, un equipo verdaderamente crítico con la clase de internacionalismo protagonizado por “las grandes oficinas de arquitectos” que realizan olímpicamente proyectos en “las cuatro esquinas del planeta”. Y que, como alternativa, promueve el internacionalismo resultante del encuentro y los intercambios entre oficinas de arquitectos que “por toma de partido, por voluntad, por historia personal, por convicción, por cruzamientos desarrollan proyectos y reflexiones paralelas en contextos geográficos muy diferentes”.La próxima realización de estos diálogos tendrá lugar el próximo martes en el Recyclart Art Center de Bruselas y será protagonizado por Husos, la plataforma abierta fundada por los arquitectos Diego Barajas y Camilo García que, como subrayan los organizadores, focaliza su trabajo “en el estudio de la vida cotidiana, el desarrollo de acciones micro comunitarias y de su poder expansivo, en el impacto de los afectos y los imaginarios sociales en los entornos urbanos y en modelos alternativos a la cuestión del antropocentrismo”. Cabe recordar que de Husos son dos proyectos en Cali: la llamada Casa de las Mariposas y el proyecto de la sede de la Facultad de Ciencias de la Informática de Univalle.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad