El arte en Cali

El arte en Cali

Agosto 01, 2014 - 12:00 a.m. Por: Carlos Jiménez

Si por algo hemos de alegrarnos en estos días tórridos es por lo bien que va el arte en Cali. Al arte y a los artistas, que en estos meses se han apuntado tres tantos importantes. Óscar Muñoz realizó una lograda muestra individual en el Jeu de Paume de París, François Bucher, otra individual en el Cicus de Sevilla, España, y Wilson Díaz participa en Bajo el mismo sol, una gran colectiva dedicada al arte contemporáneo latinoamericano abierta en el Museo Guggenheim de Nueva York. El arte de los tres es muy distinto entre sí, tanto como lo son ellos: Óscar y Wilson, caleños por voluntad propia, y François, un caleño errante que a fuerza de rodar por el mundo ha llegado tan lejos como a Suecia y que sin embargo mantiene intacto el vínculo afectivo que lo une a la ciudad que le vio nacer y que forjo su sensibilidad. Óscar Muñoz, dibujante de un virtuosismo sobrecogedor, vuelve una y otra y otra vez sobre la fotografía interrogándola y deconstruyéndola con una obstinación ejemplar. Wilson Díaz es una activista que cree que el arte es para concienciar y movilizar a partir de la puesta en escena de carencias y conflictos característicos de nuestra sociedad. Y François es un refinado intelectual francés que paradójicamente lleva años sometiendo a la prueba de lo que él mismo llama “la ciencia mágica, la ciencia de lo irreductible”, las convicciones racionalistas y positivistas que articulan nuestro mundo y nuestra conciencia. Al arte, en cuanto institución, tampoco le ha ido mal. El Museo de La Tertulia, con una nueva dirección, ha dado ejemplo convocando un concurso público para proveer el cargo de curador. Antes se nombraba a dedo. La Institución Universitaria Antonio José Camacho ha abierto Espacio emergente, una sala de exposiciones que acoge Otros campos, una colectiva dedicada a un interesante grupo de artistas jóvenes. Y la Fundación Pura Vida, constituida con aportes de la empresa privada, enseña una muestra de su colección titulada La sucursal, clo en una nueva sala de exposiciones situada junto a la Librería Nacional del Oeste. Incluye obras de Miguel Ángel Rojas, del mismo Wilson Díaz, así como de Libia Posada, Angélica Castro y Edwin Sánchez. La calidad actual y futura de esta gran colección está asegurada por la calidad del comité de adquisiciones, integrado por Óscar Muñoz y por Luis Roldán, un valioso artista que ha hecho de Nueva York su segunda ciudad.

VER COMENTARIOS
Columnistas