Solar Decathlon 2015

Solar Decathlon 2015

Diciembre 10, 2015 - 12:00 a.m. Por: Benjamin Barney Caldas

Como bien lo dijo un editorial de El País en días pasados (04/12/2015) “Solar Decathlon es el aporte que se hace desde la academia para generar el cambio en la forma de vida que demanda un mundo al que se le están agotando sus recursos naturales. Un mundo que ha sido contaminado a extremos irracionales y está expuesto a la indiferencia de quienes creyeron que era inacabable”. Fue el caso lamentable de los que pretendieron, equivocadamente, ocultar el consumismo, la sobrepoblación, el uso de combustibles fósiles y el desperdicio de agua potable y energía, ilusionándonos con volvernos ricos (Esteban Piedrahíta, El País 28/07/2013).Por su lado, el Embajador de Estados Unidos en Colombia afirmó, en la inauguración del evento (El País 04/12/2015), que “el gobierno estadounidense está comprometido en enfrentar el cambio climático” mientras su nación, la más contaminante después de China, poco se ha comprometido en París, en la Conferencia sobre el Cambio Climático, con las medidas necesarias para evitar impactos climáticos cada vez mÁs frecuentes y extremos. “A diferencia de Europa, EE.UU. sería una de los últimas naciones desarrolladas en tomar […] medidas serias para reducir sus emisiones” señala con argumentos Santiago Silva, docente de la Universidad Eafit (elcolombiano.com 28/11/2015).Pese a todo, como lo valora el ministro de Minas (El País 04/12/2015) lo cierto es que dicho evento no puede llegar en un momento más relevante para Colombia: “Hoy estamos enfrentando un Fenómeno de El Niño que se manifiesta con una sequía muy fuerte, en un país que genera su energía con agua. Esto nos obliga a pensar en soluciones para lidiar con el cambio climático. El reto es aplicar lo que se aprenda aquí en las políticas de vivienda”. Urgente hacerlo si se considera que precisamente no existe una política de vivienda, la que desde luego tendría que ser primero que todo de las ciudades; para lograr ciudades sostenibles precisamente, en las que hoy vivimos cerca del 80% de los colombianos.Aunque exagera el Alcalde de Cali cuando cree que “nos hemos posicionado mundialmente en el campo científico”, lo importante es que el nuevo rector de la Universidad del Valle ha confirmado que cinco de esos prototipos se quedarán allí a manera de un laboratorio de la vivienda sostenible para que estudiantes y docentes de la universidad y otras instituciones puedan estudiarlos. Pero deberán hacerlo críticamente evitando la moda y negocio de lo “verde”. El caso es que muchos de los llamados “edificios sostenibles” se ha demostrado que son mucho menos eficientes de lo que sus defensores afirmaban (Michael Mehaffy & Nikos Salingaros, Why Green Often Isn’t, Metropolis Mag, 04/04/2013).“Aquí la gente podrá ver opciones pensadas para nuestra región”, dijo Marco Alvarado de la delegación de Perú. Sin embargo lo que hay allí son apenas ideas y soluciones pues si bien se ha considerado el clima, poco se hizo lo propio con los paisajes y tradiciones tan diferentes en las muy diversas geografías del Centro y Sur del continente en donde se asienta Latinoamérica. Como igualmente que son viviendas exentas y no entre medianeras y de varios pisos o en edificios, que es como se tienen que proyectar para evitar que las ciudades se extiendan más. Por eso se equivoca el director global del Solar Decathlon al creer que “son viviendas que se pueden incorporar a la vida en las ciudades”.

VER COMENTARIOS
Columnistas